Ir a contenido

IAG compra Air Europa por 1.000 millones

La operación significará unir las dos mayores aerolíneas españolas, ya que el comprador integra a Iberia-Vueling

El objetivo es potenciar el aeropuerto madrileño para competir con los grandes 'hubs' europeos

Max Jiménez Botías

Un avión de Air Europa en una imagen de archivo.  / CATI CLADERA / VIDEO EUROPAPRESS

Vuelco en el transporte aéreo español. El grupo IAG, que integra Iberia y British Airways, entre otras aerolíneas, comprará Air Europa por 1.000 millones de euros, según ha anunciado la compradora a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). La operación supondrá la integración de las dos principales aerolíneas españolas, es decir, Iberia-Vueling y Air Europa. Está previsto que la unión se cierre en la segunda mitad del año que viene.

Según ha explicado IAG, su 'hub' de Madrid "se transformará en un verdadero rival para los cuatro "hubs más grandes de Europa: Amsterdam, Fráncfort, Londres-Heathrow y París-Charles De Gaulle" y el acuerdo ofrece grande ahorros potenciales en términos de costes e ingresos. el anuncio del acuerdo ha tenido un efecto positivo, aunque limitado, en bolsas, donde las acciones del conglomerado aéreo han subido un 1,18%, hasta los 6,36 euros por título.

La combinación de Iberia y Air Europa creará la quinta aerolínea más grande de Europa en número de aviones de largo radio con 63 aviones (66 en total), justo por detrás de KLM, con 65. Willie Walsh, consejero delegado de IAG, ha afirmado que "la adquisición de Air Europa supone añadir a IAG una nueva aerolínea competitiva y rentable, lo que hará de Madrid un 'hub' europeo líder y permitirá que IAG logre el liderazgo del Atlántico Sur, y generará así un valor financiero adicional para nuestros accionistas".

Conservar la marca

La marca Air Europa será conservada inicialmente y la sociedad  será un centro de ingresos autónomo dentro Iberia, dirigida por el consejero delegado de esta compañía, Luis Gallego. El grupo espera que la adquisición de Air Europa genere sinergias de costes a través de ventas, gastos generales y administrativos, aprovisionamientos, gastos de 'handling' y distribución. Asimismo, el 'holding'  prevé que la adquisición genere ganancias en el primer año completo después del cierre y que aumente la rentabilidad sobre el capital invertido en los cuatro años siguientes al cierre.

Willie Walsh (IAG) y Javier Hidalgo (Air Europa) / EL PERIÓDICO

Luis Gallego, consejero delegado de Iberia, ha resaltado que esta operación tiene una gran importancia estratégica para el 'hub' de Madrid que, durante los últimos años, se había quedado por detrás de otros europeos. "Tras este acuerdo, Madrid podrá competir con otros 'hubs' europeos en igualdad de condiciones, con una mejor posición en las rutas desde Europa a América Latina y la posibilidad de convertirse en una puerta de enlace entre Asia y América Latina", ha determinado.

Mantener la línea

Por su parte, Javier Hidalgo, consejero delegado de Globalia, el grupo del que depende Air Europa ha comentado que el acuerdo supone para su compañía "un fortalecimiento del presente y futuro, que mantendrá la línea seguida por Air Europa durante los últimos años". "Estamos convencidos de que será un éxito que Air Europa se incorpore a un grupo como IAG, que ha demostrado durante todos estos años su apuesta por el desarrollo de las aerolíneas que los conforman y por el hub de Madrid", ha detallado Hidalgo.

IAG se formó en el 2011. Las principales operaciones realizadas fueron la compra de Vueling en el 2013, la de la irlandesa Aer Lingus en el 2015 y ahora la de Air Europa, fundada en 1971 por Juan José Hidalgo. Forma parte del grupo de ocio y turismo Globalia, con marcas como Viajes Halcón. 

La compra, además, es muy importante en la medida en que se alinea con la inversión de 1.571 millones de eruos anunciada por el Gobierno español a través de Aena para el desarrollo y el crecimiento del aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas.

Impulsar el 'hub' de Madrid

La operación de compra tiene como objetivo impulsar el 'hub' de Madrid, ha puntualizado Iberia en una nota, en la que se considera que el potencial del aeropuerto madrileño ha disminuido en los últimos tiempos. " Madrid ha ido perdiendo posiciones con respecto de los grandes 'hubs' europeos, tanto en tamaño, como en número de vuelos, destinos y pasajeros.

De los 20 aeropuertos más grandes de Europa, Madrid ocupa el número 19 en cuanto al número de destinos ofrecidos. De los 10 principales aeropuertos, Madrid es el noveno en cuanto a países servidos. "Para competir con el resto de 'hubs' europeos, necesita ser más eficiente, porque en aviación, más que las aerolíneas individuales, compiten los hubs y los grandes grupos", destaca el comprador.

De hecho, Madrid, con Iberia a la cabeza, ha sido tradicionalmente una ventana de enlace con Latinoamerica, aspecto que se pondera particularmente por la compañía respecto a su potencial en los destinos hacia el conteninte americano, además de Europa. Pero también se destaca que su peso en en otros grandes mercados, como Asia o África es mínimo. La operación, por tanto, se realiza con un ojo puesto en el desarrollo de nuevas rutas hacia esos destinos poco transitados por el grupo.

Peso comparativo menor

Para Iberia, su peso en el aeropuerto de Madrid es menor que el de otras aerolíneas similares en sus 'hubs' respectivos. De hecho, la cuota conjunta de IAG con Air Europa es del 39%, menor que la que tienen los competidores en París Charles de Gaulle, Fráncfort o Ámsterdam, que superan hasta el 45%. Pese a ello, hasta septiembre, ha crecido un 6,9% en el aeropuerto madrileño, dos puntos por encima de la media del resto de la red de Aena que ha crecido al 4,8%. En este mismo periodo Iberia ha crecido 7,3%. En los primeros ocho meses del año, Air Europa ha aumentado un 12,4% sus pasajeros. Air Europa apenas si aporta un 9% al peso actual del grupo en Madrid con lo que el objetivo de alcanzar la cuota de mercado de otras aerolíneas en sus países de origen es limitado. La operación sin embargo sí que le puede permitir poner orden en el accionariado de una compañía con mayoría de capital británico ante el 'brexit'. 

Air Europa no aporta una gran cuota de mercado, pero aporta 'europeidad' al negocio del grupo. Desde la adquisición de Air Europa en 1991 por un grupo de inversores encabezado por Juan José Hidalgo, la aerolínea se ha expandido tanto en el mercado doméstico como en el mercado internacional y transatlántico. Air Europa actualmente vuela a 69 destinos con una flota de 66 aviones y transporta anualmente 11,8 millones de clientes. La compañía ha demostrado en los últimos años ser capaz de competir en Madri, con un importante crecimiento y desarrollo continuado, apertura de rutas y nuevos destinos (fundamentalmente en América Latina y el Caribe) y ha contribuido al desarrollo de la conectividad de Madrid y de España. Air Europa ha realizado una gran apuesta para renovar su flota de largo radio reflejada en la compra de 29 Boeing 787-8 y B787-9.

Inconvenientes de la operación

La operación no cuenta con el beneplacito de todas las partes, en tanto que el efecto concentración puede acarrear algunas considecuencias no deseadas. Los sindicatos CCOO y UGT y la Federación de la Pequeña y Mediana Empresa de Mallorca (Pimem) han considerado que la compra es "una mala noticia" para la economía Balear, don de Air Europa tiene un amplia presencia, así como Vueling e Iberia. Según el secretario general de CCOO en Baleares, José Luis García, y el secretario general de UGT en las Islas, Alejandro Texías, los trabajadores están "muy preocupados" por la situación de los trabajadores, que esperan que no se vean afectados por esta situación. Los sindicatos isulares se han desmarcado de la posición de las federaciones estatales de esas centrales, que han considerado la operación beneficiosa, aunque han destacado que "estarán vigilantes" de la evolución del acuerdo.

Por su parte, el presidente de Pimem, Jordi Mora, se ha referido a los principales efectos negativos que podrían suceder, de confirmarse la absorción, y que serían "un incremento de precios y la reducción de frecuencias".