SEGUNDO DIVIDENDO DIGITAL

Catalunya deberá adaptar sus antenas de TV a partir del 14 de noviembre para dar paso al 5G

El cambio no afectará a la provincia de Barcelona donde solo habrá que resintonizar los televisores

Imagen de antenas colectivas de comunidades de vecinos de Barcelona.

Imagen de antenas colectivas de comunidades de vecinos de Barcelona. / ARCHIVO

Se lee en minutos

A partir del 14 de noviembre, 1.433 municipios de Catalunya, Canarias, Cantabria y Madrid, y algunos municipios de Aragón, Castellón, Castilla-La Mancha y Castilla y León deberán adaptar sus antenas para liberar las frecuencias de la TDT y dar paso a la quinta generación de telefonía móvil, el esperado 5G. Esta resintonización no afectará a la provincia de Barcelona, donde solo habrá que resintonizar los televisores. 

Con estos nuevos cambios de frecuencia, el Segundo Dividendo Digital estará en marcha en 3.846 municipios de toda España, correspondientes a 15 comunidades autónomas, después de la puesta en marcha de la primera fase el pasado mes de julio, según informó este jueves la Secretaría de Estado para el Avance Digital. En España hay más de 8.100 municipios, por lo que se podría realizar la adaptación en prácticamente el 50%.

La banda de los de 694-790 MHz (banda 700 MHz) del espectro radioeléctrico está parcialmente ocupada por los canales de TDT, algo que no ocurre en el caso de la provincia de Barcelona y, por eso, no necesita adaptación. Para comenzar con el despliegue de redes de 5G, previsto para el 30 de junio de 2020 en línea con la Unión Europea, las cadenas deben liberar esa banda, lo que supone una resintonización de los canales de televisión en algunas zonas. 

Noticias relacionadas

Este cambio no implica la aparición ni desaparición de canales de televisión, simplemente se desplazan de frecuencias. Tampoco supone la obsolescencia de televisores ni descodificadores de TDT. Solo se trata de adaptar los sistemas colectivos -no afecta a las viviendas individuales- de recepción de la señal TDT y la resintonización de los televisores. De hecho, para minimizar el impacto, durante el cambio de frecuencias las cadenas de televisión emitirán simultáneamente a través de la nueva y la antigua (simulcast) antes de proceder al apagado de esta última.

Las comunidades de vecinos tienen seis meses, desde que reciben el aviso, para adaptar sus instalaciones de antenas colectivas. El 21 de junio el Gobierno aprobó una línea de ayudas destinada a compensar los costes derivados de la recepción o acceso a los servicios de comunicación audiovisual televisiva en las edificaciones afectadas por el Segundo Dividendo Digital con una subvención que oscila entre 104,3 € y 677,95 €, en función de la infraestructura previamente instalada en el edificio.