05 jun 2020

Ir a contenido

LAS CUENTAS DEL GIGANTE SUECO

La venta 'on line' en Ikea supone el 4%

La filial española eleva el 6,6% la facturación en España, hasta 1.596 millones

La multinacional suma unos ingresos de 41.300 millones de euros, el 6,5% más

Eduardo López Alonso

El nuevo Ikea de La Madeleine, en París. 

El nuevo Ikea de La Madeleine, en París.  / AFP

Ikea alcanzó una facturación de 1.596 millones de euros en su último ejercicio fiscal en España (entre el 1 de septiembre del 2018 y el 31 de agosto de este año), lo que supuso un crecimiento del 6,6% respecto al año anterior, tres veces el incremento registrado el pasado ejercicio, según ha informado este miércoles la multinacional sueca.

Apuesta por internet

La facturación obtenida a través del canal 'on line' por Ikea en España sigue en porcentajes modestos, apenas el 4% de las ventas, algo más de 64 millones de euros a cierre de año fiscal. A escala mundial ese porcentaje es el 11%. Es por ello una de los puntos en los que la compañía se propone crecer más en los próximos años en España, en el marco de una reordenación del tipo de tiendas y una estrategia omnicanal todavía necesitada de una estrategia clara. La renovación de la página web es un primer paso. "Esta apuesta es de hecho una de las piedras angulares del nuevo modelo de crecimiento basado en la potenciación de servicios ('on line', logística, transporte, instalación y montaje) y la apuesta por multi-formatos de tienda (más accesibles y de menor tamaño)", ha destacado la compañía.

Nuevos formatos

Fuentes de Ikea reconocen que están en un proceso de "reinvención del negocio", básicamente en la línea de creación de nuevos formatos y clara apuesta por las tiendas en el centro de las ciudades.  En esa estrategia destacan los centros que Ikea denomina Ikea Diseña, centros de diseño y planificación que permiten llegar a provincias en las que hasta ahora no tenía presencia. Gracias a estos puntos de diseño y de entrega de mercancía, en el último año Ikea ha conseguido implantarse en 50 nuevas localizaciones. En concreto ha instalado 15 centros de diseño en Andalucía, Aragón, Asturias, Comunidad Valenciana, Extremadura, Galicia y País Vasco.

Puntos de recogida

En el caso de Catalunya, Ikea ha abierto puntos de recogida de mercancia en Riudellots de la Selva, en Constantí y en Lleida. Estos centros entregan la mercancía comprada a través de la web. Otra de las claves del desarrollo de la plataforma 'on line' es el acuerdo con la empresa de paquetería SEUR. 

A escala regional, todos los mercados con los que cuenta en España han visto aumentada su facturación, registrando las siguientes cifras: Andalucía, 275 millones de euros; Catalunya, 367 millones de euros; Central (Zaragoza y Valladolid), 99 millones de euros; Levante (Murcia y Valencia), 219 millones de euros; Madrid, 363 millones de euros; Noroeste (A Coruña y Asturias), 111 millones de euros; y Norte (Barakaldo y Pamplona), 98 millones de euros.

Resultados de la multinacional

La compañía sueca de muebles y decoración Ikea registró una facturación total de 41.300 millones de euros al cierre de su año fiscal, finalizado en agosto, lo que equivale a un incremento del 6,5% en comparación con el ejercicio precedente.

Los ingresos de Ingka Group, dueño de la marca y de 374 de las 433 tiendas de Ikea en todo el grupo, se situaron en 36.700 millones de euros, lo que se corresponde con un aumento del 5%. El resto de tiendas, operadas en régimen de franquicia, se repartieron los 4.600 millones de euros de facturación restantes.

La facturación 'on line' de la multinacional Ikea creció un 46% en el año fiscal, hasta representar un 11% del total de las ventas, equivalente a más de 4.000 millones de euros. En el conjunto del ejercicio, la web de Ikea recibió 2.600 millones de visitantes únicos, mientras que por las tiendas físicas pasaron 839 millones de clientes.