Ir a contenido

ALZA DEL CRUDO

Brufau descarta que la inestabilidad petrolera beneficie a Respsol

El presidente de la multinacional española confía en que a medio plazo los precios se normalicen

Eduardo López Alonso

El presidente de Repsol, Antoni Brufau, en la Universitat de Barcelona.

El presidente de Repsol, Antoni Brufau, en la Universitat de Barcelona. / JORDI COTRINA

El presidente de RepsolAntoni Brufau, afirmó este martes que la situación de inestabilidad en el mercado petrolero causada por los atentados contra instalaciones en Arabia Saudí "no benefician a nadie" y que "los precios volverán a la normalidad". Brufau opina que "no es bueno que los precios no respondan a los básicos de negocio" y que "prefiere que los precios se mantengan estables" y confió en que "los precios se normalizarán en las próximas semanas". El presidente de Repsol participó en la presentación de la nueva cátedra de la Universitat de Barcelona patrocinada por la compañía sobre transición energética. En el acto, en el que se ha presentado un estudio del catedrático Mariano Marzo un grupo de estudiantes han protestado por el "ecocidio" al que someten al planeta las petroleras como Repsol.

Protesta de estudiantes en la presentación de la cátedra Repsol en la Universitat de Barcelona. / JORDI COTRINA

Algunos analistas han planteado que el ataque a la petrolera Aramco mediante drones puede beneficiar a compañías como Repsol. La idea es que la reducción de la producción a la mitad de Aramco supone en torno al 5% de la oferta mundial de crudo y eso puede tener influencia inmediata en los precios. La clave es saber si de manera paralela puede tener una incidencia en los costes de adquisición de materia prima de la multinacional española o si por el contrario ha definido sus políticas de compra con otros proveedores y a precios estables durante un periodo de tiempo suficiente. Los analistas apuestan a que durante algunos meses los márgenes de Repsol serán más altos, pero que si la situación de inestabilidad se enquista las perspectivas empeorarán. España es uno de los países que más dependencia energética tiene del exterior. El petróleo representa el 51% del consumo total.