Ir a contenido

fraude

Audi ocultó durante años su conocimiento del 'Dieselgate'

El 'Spiegel' destapa que la cúpula de la automotriz alemana manipuló documentos para engañar a las autoridades y proseguir su un fraude de vehículos contaminantes

Carles Planas Bou

Motores de Volkswagen, la marca más implicada en el ’dieselgate’.

Motores de Volkswagen, la marca más implicada en el ’dieselgate’. / EFE / JULIAN STRATENSCHULTE

Audi conocía la manipulación de sus vehículos diesel y aún así decidieron seguir engañando a las autoridades. Según un informe judicial al que ha tenido acceso el semanario ‘Der Spiegel’, la cúpula de la poderosa empresa automovilística alemana ocultó deliberadamente ese fraude masivo durante más de dos años después de que el caso se destapase en Estados Unidos.

La investigación encabezada por la fiscalía de Múnich señala directamente al expresidente de Audi, Rupert Stadler, y lo acusa de haber mantenido el silencio ante el escándalo y de no haber ordenado una investigación sistemática de los modelos de la compañía en Europa a pesar de que había indicios de ilegalidad.

El documento, de más de cien páginas, también concluye que en su engaño a la Autoridad Federal del Transporte el fabricante alemán no solo no informó de su conocimiento sobre el trucaje de sus vehículos diésel sino que además manipuló documentos y escondió los resultados de medición que destapaban su fraude.

Encubrimiento del fraude

Tras más de dos años de investigación, la fiscalía bávara apunta a que ese encubrimiento pudo deberse al miedo de los responsables de Audi a que el escándalo detuviese la producción de modelos diésel en el continente europeo. Antes de reconocer la manipulación de sus vehículos decidieron seguir adelante con una estafa que también afectó a sus accionistas y clientes.

El informe señala que incluso en sus reuniones con las autoridades alemanas Audi eludió información clave que revelaba esa ilegalidad y les inculpaba. Así ocurrió en un encuentro el 26 de noviembre de 2015, poco después de que se destapase el escándalo. Stadler fue detenido el julio de 2018 al ser acusado de fraude y en noviembre fue puesto en libertad bajo condiciones.

Escándalo general

El escándalo del ‘Dieselgate’ salió a la luz en septiembre de 2015 cuando las autoridades estadounidenses destaparon el fraude perpetrado por Volkswagen en el país durante seis años: habían manipulado cientos de miles de sus vehículos diésel con un software ilegal que falsificaba los resultados de los controles medioambientales, una estrategia que les permitía circular a pesar de no cumplir con la normativa. Tras la compañía de Martin Winterkornquien también conocía el engaño, cayeron otras grandes marcas automovilísticas como Daimler o la misma Audi.

El engaño deliberado de las joyas de la corona de la economía alemana funcionó durante un tiempo en el que evitaron las sanciones y siguieron obteniendo beneficios, pero todo eso fue a costa de la salud de los ciudadanos. Así, un estudio señaló que los efectos contaminantes del ‘Dieselgate’ han causado una media de hasta 5.000 muertes prematuras al año en Europa.