Ir a contenido

Cuentas públicas

La Seguridad Social reduce su superávit hasta mayo en el 24%

El organismo público registró unos números positivos de 2.513 millones de euros

EFE

La ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, en rueda de prensa tras una reunión del Consejo de Ministros. 

La ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, en rueda de prensa tras una reunión del Consejo de Ministros.  / David Castro (El Periódico)

La Seguridad Social registró un superávit de 2.513 millones de euros en los cinco primeros meses del 2019, lo que representa un descenso del 23% respecto al resultado contabilizado en el mismo periodo del 2018, cuando fue de 3.291 millones.  Este saldo positivo representa el 0,2% del PIB, de acuerdo con los datos de ejecución presupuestaria publicados este jueves por el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social.

El saldo positivo de la Seguridad Social hasta mayo es resultado de la diferencia entre unos derechos reconocidos por operaciones no financieras (ingresos) de 60.734 millones, el 7,9% más que en el 2018, frente a unas obligaciones reconocidas (gastos) de 58.220 millones, el 9,8% más que un año antes. 

La Seguridad Social prevé ingresar este ejercicio un total de 114.915 millones en concepto de cotizaciones sociales por lo que, a finales de mayo, suponían el 44,4% de lo previsto para todo el 2019.  En los gastos, la mayor partida, 50.359 millones corresponde a pensiones y prestaciones contributivas, con un crecimiento interanual del 9,7%. 

En cuanto a las prestaciones por maternidad, paternidad y riesgo durante el embarazo se elevaron hasta 1.030,63 millones, con un alza interanual del 7,5%. En incapacidad temporal el gasto suma 3.567 millones, el 60,8% más, afectado, por un cambio de criterio de imputación presupuestaria. Este cambio afecta al saldo total de las cuentas de la Seguridad Social que, en términos homogéneos, sería de 3.838 millones de euros, por encima del mismo periodo del año pasado.