Ir a contenido

REACCIONES

El Govern recortará el peso de las grandes empresas en las cámaras

La mayoría absoluta de la ANC en la Cambra de Barcelona pende de unos 600 votos no validados

Agustí Sala

La ’consellera’ de Empresa, Àngels Chacón, entre Marta Felip y Raül Rabionet.

La ’consellera’ de Empresa, Àngels Chacón, entre Marta Felip y Raül Rabionet. / Robert Ramois

Caso cerrado. O no tanto. El informe de la auditoría de AGTIC, supervisora del proceso electoral en las cámaras catalanas, ha dejado en el aire más de 600 votos que podrían dejar a las candidaturas de la Assemblea Nacional Catalana (ANC) sin la mayoría absoluta que les otorga el recuento definitivo realizado el lunes por la junta electoral central. Otras candidaturas aún estudian si impugnar los resultados.

La ‘consellera’ d’Empresa, Àngels Chacón, junto con la 'número dos' de su departamento, Marta Felip; y de Raül Rabionet, representante de AGTIC; han hecho balance del proceso electoral, que deja al movimiento independentista con 31 de las 40 plazas en liza en la Cambra de Barcelona, en vez de las 32 del escrutinio provisional. Esa cifra supone aún mayoría absoluta, ya que el pleno está formado por 60 miembros (además de los 40 votados, hay 14 plazas reservadas a empresas que aportan 75.000 euros anuales cada una y otras seis sillas que se reparten las patronales Pimec Foment).

AGTIC concluyó que de los 983 votos que se retuvieron en toda Catalunya (955 en Barcelona), un total de 679 electores (que podían participar en más de un epígrafe) debían ser «excluidos del escrutinio final». Rabionet explicó que estos votos se emitieron «desde 25 direcciones de IP» y que durante el proceso de comprobación, que se realizó incluso con llamadas telefónicas a los electores, «se ha confirmado que se había delegado el voto o que no conocían las elecciones a las cámaras de comercio».

Además, señaló que no se detallará el sentido de los votos invalidados, lo que podría variar la actual mayoría, pero sí aseguró que tienen identificados a qué epígrafe se dirigían. Todo ello, agregó, está recogido en las actas del proceso, por lo que se podrá usar ante las posibles impugnaciones. Desde ámbitos empresariales aún tienen esperanzas de que la ANC se quede con 30 o 29 escaños, lo que permitiría contrapesar su poder al nombrar la presidencia y el comité ejecutivo.

Tesis de la ANC

Chacón anunció que, una vez constituidos los plenos de las 13 organizaciones camerales el mes que viene, empezarán a trabajar en una nueva ley de cámaras y se mostró partidaria de «reducir a la mínima expresión que algunos representantes tengan la silla garantizada por el solo hecho de pagar». Esa es una de las tesis de la ANC.

En la actualidad, en la Cambra de Barcelona hay 14 representantes de estas compañías que pagan 75.000 euros anuales y que tienen plaza reservada en el pleno. La ‘consellera’ consideró que no es «una hecatombe empresarial» ni perjudica a la economía catalana el triunfo secesionista en la institución barcelonesa. A su juicio, la nueva ley de cámaras completará el ciclo de renovación iniciado con las elecciones.

Tras los empresarios y autónomos independentistas, el escrutinio final otorga una vocalía a la candidatura de Ramon Masià, que no había obtenido ninguna inicialmente y lo pierden los independentistas. La candidatura de Enric Crous obtiene cuatro vocalías; la de Carles Tusquets, tres; y las directivas y empresarias del lobi 50a50, una.

Voto electrónico

Parapetada en informes jurídicos, Chacón destacó que el voto electrónico con certificado digital sin doble autenticación, cuestionado por algunos candidatos, estaba previsto en la normativa estatal desde el 2015. Y recordó que las elecciones a la Cámara de València se hicieron del mismo modo y sin problemas.

Su conclusión, pese a las críticas por falta de «rigor» vertidas incluso por parte de la Cambra de Barcelona con respecto a la forma cómo se difundieron los datos provisionales, es la «satisfacción» por un proceso electoral «libre de incidencias» y mayor participación que el anterior, que fue en el 2010. Pese a algunas quejas por la votación, el informe de auditoría solo admite un descenso del rendimiento de la plataforma entre las 12.30 y las 14.15 horas del
pasado lunes día 6, cuando solo entraron 150 votos. Luego se subsanó el problema técnico que ha atribuido «a una configuración imperfecta del ancho de banda».