Ir a contenido

biotecnología

Sabadell Asabys espera sumar 70 millones este año para biomedicina

El fondo creado por Josep Lluís Sanfeliu y Clara Campàs realizará sus primeras tres inversiones antes del verano

Josep Lluís Sanfeliu.

Josep Lluís Sanfeliu.

Sabadell Asabys Health Innovation Investments, el fondo de inversión en biomedicina que acaba de inaiciar su andadura, se ha puesto objetivo llegar a los 70 millones de euros este año. De inicio, el fondo fundado por Josep Lluís Sanfeliu y Clara Campàs, arranca con un compromiso de 30 millones por parte de sus socios iniciales.

Tras su constitución el año pasado, Banc Sabadell se ha convertido en su prinicipal inversor. Además participan en el mismo los empresarios del sector financiero Paul Schultz y Maite Barrera, de Bluecap, ascí como destacadas personalidades del sector farmacéutico como Marian Puig, presidente de Isdin; la familia propietaria de los laboratorios Reig Jofre y la familia Puig de Dou (exaccionistas de laboratorios Menarini), así como el Institut Català de Finances (ICF).

15 compañías

El objetivo de Sabadell Asabys, que ya está autorizado por la Coisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), es invertir en un total de 15 compañías de dispositivos médicos, tecnologías en salud digital y biotecnología en fases tempranas, tanto españolas como internacionales. En la actualidad tiene más de 200 compañías  en fase de análisis y espera cerrar tres inversiones antes del verano.

Asabys nació después de la salida de Sanfeliu de Ysios Capital, de la que era socio; y a la que luego se incorporó Clara Campàs, procednete de Kern Pharma, donde era directora de estrategia y desarrollo. El fondo, además de su equipo de gestión, cuenta con un equipo dedidcado al capital riesgo, como es el caso de Eva Méndez, especialista en descubrimiento de fármacos; Judit Anido, fundadora de Mosaic Biomedicals; François Salmon, experto en dispositivos médicos y actual consejero delegado de Anaconda; y Jordi Carrera, fundador de Stat Diagnostica, adquirida recientemente por la holandesa Qiagen.