Ir a contenido

Mercado laboral

España vuelve a crear empleo en febrero, aunque también aumenta el paro en 3.279 personas

Catalunya es el territorio donde más nuevos empleos se generan; la cifra de afiliados crece en 23.247 personas

El mercado laboral mantienen cifras de incremento interanual de la ocupación de casi el 3% y de reducción del paro por encima del 5%

Gabriel Ubieto

El paro sube en febrero en 3.279 personas. En la foto, una oficina del Inem en Madrid. / AGUSTÍN CATALÁN (VÍDEO: EUROPA PRESS)

La economía española se reenganchó en el mes de febrero a la senda de la creación de empleo y volvió a sumar afiliados a la Seguridad Social, concretamente 69.172 personas respecto al mes anterior. Las cifras muestran que los 204.865 puestos de trabajo perdidos en enero fueron un paréntesis, habitual en el primer mes del año dentro de la serie histórica, aunque dejan patrones que se van reproduciendo en los últimos meses y que constatan una pérdida progresiva de la intensidad en la creación de empleo. En febrero aumentaró por primera vez el número de parados, concretamente en 3.279 personas, por primera vez en tres años y con el mayor aumento desde el 2013. Catalunya fue la comunidad autónoma que tiró del carro de la ocupación, creando un total de 23.247 nuevos empleos.

La Seguridad Social cerró febrero con su menor alza en este mes desde el 2016 y los ritmos de crecimiento interanuales abandonan por segundo mes consecutivos los incrementos por encima del 3%. Tanto en enero como en febrero fueron del 2,9%, ligeramente por encima del medio millón de personas. Algo que va acorde con la evolución del paro. Este también baja a nivel internanual, con una reducción del 5,2% en febrero, más de dos puntos por debajo del vigor con el que disminuía el desempleo hace un año.

La acumulación, pese al paréntesis de enero, de meses con creación de ocupación provocan que febrero finalizara con un total de 18.888.368 cotizantes a la Seguridad Social, la cifra más alta en un mes de febrero desde el 2008. Por el otro lado, el número de parados registrados en las oficinas del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) se situó en el segundo mes del año en los 3.289.040 desempleados, de forma que marcó el mayor incremento en un segundo mes del año desde 2013.

El secreterio de Estado de Seguridad Social, Octavio Granado, ha rechazado durante la rueda de prensa de valoración de los resultados que esa pérdida de vigor del crecimiento de la ocupación sea síntoma de desaceleración de la economía, sino que la ha calificado de "moderación del crecimiento". También ha negado que la reciente subida del salario mínimo interprofesional (SMI) haya tenido un impacto negativo de manera significativa sobre la afiliación, dado que sectores como el comercio, la hostelería o el sector agrario, donde el SMI abunda, no están acusando un peor comportamiento de la afiliación. Donde sí ha señalado Granado un mal comportamiento fruto de las decisiones políticas ha sido en el sector exportador, fruto de los vaivénes del 'brexit'.

Bajan los contratos indefinidos

El número total de contratos registrados durante el mes de febrero fue 1.571.017, lo que supone una subida de 24.615 (1,6%) sobre el mismo mes del año 2018. De ellos, la inmensa mayoría, el 89,3%, fueron contratos temporales. Rompiendo con la tendencia ascendente de los últimos meses, el número de nuevos contratos indefinidos fue menor que en febrero del 2018. Concretamente bajó el 3,2%. No fue así en lo que respecta a contratación temporal, que sigue subiendo y finalizó en febrero con un alza del 2,2%. 

Por sectores, la construcción fue la rama de actividad económica que registró un mayor incremento, con un aumento del 3,1%, lo que en términos absolutos se traduce en 25.959 ocupados más. La educación fue el segundo, creciendo al 2,2%, es decir, en 20.757 personas. 

El nuevo empleo se repartió practicamente a partes iguales entre hombres y mujeres, aumentando en el 2,8% entre los primeros y en el 3% entre las segundas. Febrero cerró así con 10.138.165 afiliados hombres a la Seguridad Social y 8.750.307 afiliadas mujeres.

Catalunya tira del carro

Catalunya rompió con su tendencia de acumular discretos registros de afiliación o desempleo en los últimos meses y destacó en febrero como la comunidad autónoma que más empleo creó. Concretamente un total de 23.247 nuevos afiliados, hasta las 3.385.406 personas. Por el otro lado, el paro bajó en 1.734 personas respecto a enero. La nota negativa es, como en el conjunto de España, la calidad de la ocupación creada, ya que la contratación indefinida está "estancada", tal como ha señalado el secretario general de Treball de la Generalitat, Josep Ginesta. Por ello, Ginesta ha instado a las empresas "a recuperar la contractación estable e indefinida porque la disminución de las cifras del paro ha de ir acompañada por la calidad y la estabilidad".

Por detrás de Catalunya, las autonomías que más empleo crearon fueron Madrid (14.646), Baleares (12.351) y Murcia (5.826). La afiliación subió en 14 de 17 autonomías. Andalucía (-3.979), Castilla-La Mancha (-2.370), Cantabria (-112) y Melillla (-27) fueron los territorios que experimentaron descensos del número de cotizantes.