Ir a contenido

banco central

El BCE consultará al mercado antes de decidir la política monetaria

La primera encuesta se hará en abril antes del consejo de gobierno de la entidad

Mario Draghi, presidente del BCE.

Mario Draghi, presidente del BCE.

El Banco Central Europeo (BCE) consultará a los participantes del mercado antes de tomar una decisión sobre su política monetaria a partir de abril de este año, según ha detallado la autoridad monetaria de la eurozona en un comunicado.

En concreto, el equipo de Mario Draghi comenzará a realizar este año una encuesta sobre las expectativas de política monetaria llamada Encuesta de Analistas Monetarios (EAM). Este cuestionario se realizará ocho veces al año y estará "alineado" con el calendario de reuniones del consejo de gobierno del BCE.

"El objetivo es reunir información regular, completa, estructurada y sistemática sobre las expectativas de los participantes del mercado en relación a la futura evolución de los parámetros clave de la política monetaria", ha subrayado el instituto emisor.

La primera encuesta se realizará en el cuarto mes del año, justo antes de la reunión del BCE, que tendrá lugar el 10 de abril.

Relevancia

El instituto emisor ha explicado que elegirá a los encuestados de entre aquellas personas que figuran en su agenda de contactos del mercado. Los criterios de selección incluirán "relevancia en el mercado, representación geográfica, compromiso a participar regularmente en la encuesta y si la institución está relacionada con las áreas de actividad que cubre el cuestionario".

La entidad presidida por Mario Draghi no ha precisado el uso que dará a los resultados de este sondeo, sobre todo en lo relativo a los tipos de interés. El BCE mantiene que comenzará a elevar el precio del dinero después del verano de 2019, aunque el mercado no espera que lo haga hasta comienzos de 2020.

Además, durante la última reunión de política monetaria del consejo de gobierno del BCE, el instituto emisor reconoció que los riesgos para las perspectivas de crecimiento de la eurozona se habían desplazado "a la baja", lo que aleja la perspectiva de una subida de los tipos de interés para este año.