Ir a contenido

Mercados

La CNMV multa al Santander con 4,5 millones por percibir incentivos no permitidos

El BOE publica sanciones a otras entidades bancarias, como Banca March o BNP Paribas, por valor de más de 1 millón de euros

El Periódico

Una oficina del Banco Santander en Reino Unido.

Una oficina del Banco Santander en Reino Unido. / EFE / ANDY RAIN

La Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) ha multado con 4,5 millones de euros al Banco Santander por infracción muy grave al no actuar en el interés "óptimo" de sus clientes y percibir incentivos no permitidos en el ámbito de los servicios de inversión, según publica este martes el Boletín Oficial del Estado (BOE).

Fuentes oficiales del banco han indicado a Europa Press que la entidad está tomando "todas las medidas necesarias" para tratar de subsanar esta incidencia, que en cualquier caso "fue muy residual" y afectó a un número muy reducido de clientes.

El Santader no ha sido la única entidad sancionada. Banca MarchBNP Paribas Sucursal en España, Legal & General Investment Management LimitedAhorro Corporación Financiera y Activotrade Valores también han sido multadas por varias infracciones firmes en la vía administrativa. El conjunto de sanciones de estas compañías ascienden a un millón de euros.

En concreto, el regulador ha multado a Banca March con 350.000 euros por la comisión de una infracción muy grave al incumplir las obligaciones de información relativas a la evaluación de la conveniencia en operaciones de compra de clientes minoristas sobre instrumentos financieros complejos, así como las obligaciones de información respecto a la naturaleza y riesgos de las IIC comercializadas y de los instrumentos de renta fija a híbridos internacionales.

La sanción impuesta ha Ahorro Corporación Financiera ha ascendido a 300.000 euros, de los que 100.000 euros son por la infracción muy grave de no informar adecuadamente a sus clientes sobre las comisiones reales que estaba percibiendo en la operativa de renta fija, que eran superiores a las pactadas, mientras que los 200.000 euros restantes corresponden a la infracción grave de incumplimiento de su obligación de aplicar políticas y procedimientos adecuados para evitar que los posibles conflictos de interés perjudiquen a sus clientes.