Ir a contenido

Para el 2019

Principio de acuerdo entre autónomos y Gobierno: la base mínima subirá el 1,25%

El pacto implica una subida de la cuota anual de entre 60 y 200 euros y una mejora de prestaciones como la de paro o baja por accidente laboral

Gabriel Ubieto

La ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, en una intervención en una comisión en el Congreso de los Diputados.

La ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, en una intervención en una comisión en el Congreso de los Diputados. / JOSÉ LUIS ROCA

Principio de acuerdo del Gobierno con las organizaciones de autónomos. Las asociaciones ATA y UPTA han cerrado un documento conjunto que implicará una actualización de las bases mínimas el 1,25% y un aumento de las contingencias mínimas. Ello llegará en paralelo a una mejora de las prestaciones sociales, como una reforma del subsidio por cese de actividad, la exención de la cuota a partir del primer día en los casos de baja por accidente y al segundo mes en caso de incapacidad temporal.

Así lo han confirmado tanto fuentes de Trabajo como de ambas organizaciones de autónomos, que confían que el preacuerdo sea aceptado por el resto de organizaciones formantes de la Mesa de Diálogo Social, UATAE CEAT, y pase a implementarse a partir 1 enero del 2019.

Donde todavía no existen números claros es en la subida de los tipos, es decir, la cuantía mínima que van a tener que abonar los autónomos sobre la base mínima. Trabajo insiste en que, para pagar el aumento de prestaciones prometido, deben todavía realizar cálculos al respecto y que los márgenes siguen siendo los del documento trasladado a todas las organizaciones el pasado 6 de octubre. Estos iban desde los 5 euros mensuales, el cálculo al que se agarran ATA y UPTA, y los 17 euros, que en su día rechazó ATA y aceptó UPTA y UATAE.  

Fuentes de UATAE han manifestado que se desmarcan totalemente de la propuesta, ya que, pese a no disentir de las cifras, consideran que esta no tiene sentido si no aborada la reforma de cotización en función de los ingresos.  Por su parte, desde CEAT declinan posicionarse sobre si la secundarán o no.  

Fuentes del Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social celebran el principio de acuerdo alcanzado este miércoles con las asociaciones de autónomos UPTA y ATA. "Tras una reunión solicitada por UPTA, que ha ejercido de mediador, la asociación ATA ha decidido sumarse al principio de acuerdo sobre la subida de bases y cuotas de la Seguridad Social de los trabajadores autónomos para el año que viene", afirman dichas fuentes. 

Este principio de acuerdo alcanzado por una parte de las organizaciones asienta las posibles bases de una reforma que aspira a tener un carácter transitorio. Y es que en la Mesa de Diálogo Social entre asociaciones de autónomos y el Ministerio de Trabajo se está debatiendo también una reforma del paradigma de cotizaciones, para que estas dejen de regirse por la voluntariedad de los cotizantes a variar en función de sus ingresos. Actualmente los trabajadores por cuenta propia, independientemente de lo que ingresen, eligen su franja tributaria. Según aseguraron fuentes de Trabajo, la reforma para pasar a cotizar según los ingresos reales debiera estar lista durante el primer trimestre del 2019, para implementarse a partir de entonces.

Más protección social

Por contrapartida, el Gobierno se compromete a reformar la prestación por cese de actividad, lo que sería el equivalente al paro de los autónomos. Este subsidio actualmente muestra deficiencias reconocidas por el propio Gobierno, ya que se concenden muy pocas prestaciones de este tipo. Sobre el total de lo recaudado, el Gobierno únicamente acaba gastó en el último año el 13,3%. Para mejorar dicho subsidio, el Ministerio de Trabajo se ha comprometido a modificar los mecanismos de control de las mutuas colaboradoras, para que estas autoricen un mayor número de prestaciones. El acuerdo también contempla la duplicación del tiempo actual de cobro de la prestación.

Otro punto muy reivindicado por ATA y UPTA que incluye el acuerdo es la exención de pagar las cuotas de autónomos en determinadas circumstancias. Una de ellas es en los casos de baja por accidente laboral, en cuyo caso los trabajadores por cuenta propia dejarán de pagar su cuota desde el primer día de baja acreditada. El otro caso será para aquellos que se encuentren de baja por incapacidad temporal, a los cuales se les eximirá de su cuota a partir del segundo mes.