EL SISTEMA PÚBLICO DE PENSIONES

Los empresarios se revuelven contra la subida de las cotizaciones

El Gobierno llevará el debate al Pacto de Toledo y al diálogo social antes de decidir

Trabajo espera recaudar 3.700 millones con las medidas pero la Airef rebaja el cálculo a 2.600

Juan Rosell (CEOE), Antonio Garamendi (CEPYME), José María Álvarez (UGT) y Unai Sordo (CCOO), durante una reunión en junio pasado.

Juan Rosell (CEOE), Antonio Garamendi (CEPYME), José María Álvarez (UGT) y Unai Sordo (CCOO), durante una reunión en junio pasado. / DAVID CASTRO

Se lee en minutos

Rosa María Sánchez

Los representantes empresariales han recibido mal grado los planes del Gobierno para subir las bases mínimas y máximas de cotización social, así como las cuotas de los trabajadores autónomos.

"Un incremento en las cotizaciones supone un encarecimiento de los costes laborales, que comprometerá la competitividad de las empresas españolas frente a sus socios europeos y penalizará su actividad nacional e internacional, la inversión y la creación de empleo", advirtieron este viernes las organizaciones patronales CEOE y Cepyme después de haberse conocido el día anterior que el Ejecutivo estudia subir entre el 10% y el 12% la actual base máxima de cotización de 3.807,70 euros al mes (45.644 euros anuales). "Estas medidas van en la dirección contraria a lo que necesita la economía española", añadieron los empresarios.

Las organizaciones sindicales, sin embargo, aplaudieron los planes para subir las bases máximas de cotización y vieron margen para ir más allá de lo previsto por el Ejecutivo. CCOO subrayó que todo aumento de la base máxima de cotización debería ir acompañado de un aumento paulatino de la pensión máxima, actualmente en los 36.000 euros anuales.   

La portavoz del Gobierno, Isabel Celáa, por su parte, apuntó que aún no se ha tomado ninguna decisión, que "se está trabajando sobre ello" y que "este asunto tendrá que pasar por el Pacto de Toledo y la mesa de diálogo social". 

Previsiones de recaudación

Con el conjunto de las tres medidas para subir las cotizaciones sociales que el Gobierno ha comunicado a la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (Airef), el Ejecutivo planea recaudar alrededor de 3.700 millones de euros con los que contribuir a pagar las pensiones en el 2018 y a cerrar el agujero financiero de unos 20.000 millones de euros del sistema contributivo. La Airef, sin embargo, ha enfriado las aspiraciones recaudatorias del Gobierno y rebaja a una horquilla entre 2.500  y 2.800 millones la capacidad recaudatoria de las nuevas medidas que planea el Ejecutivo.

A la decisión ya conocida de subir el 22,3% la base mínima de cotización, en línea con el aumento del salario mínimo interprofesional a 900 euros (con una previsión oficial de 1,5 millones de trabajadores afectados y 600 millones de recaudación adicional), se suma ahora la propuesta de subir el 13% la base mínima de cotización de los autónomos, hasta los 1.050 euros (2,3 millones de trabajadores afectados y un aumento de la recaudación de 994 millones). Esta última es una de las tres opciones que el Gobierno ha puesto sobre la mesa de los autónomos (las otras dos plantean no tocar la base actual a cambio de subir el porcentaje de cotización).

Noticias relacionadas

A todo esto se une la posibilidad de aumentar entre el 10% y el 12% la base máxima de cotización.  Siempre según los cálculos del Gobierno, esta última medida afectaría a 1,5 millones de trabajadores y proporcionaría una recaudación adicional de 2.113 millones (entre 1.000 y 1.100 millones, según la Airef)

En la actualidad todo el salario de los trabajadores que excede de los 45.644 euros brutos al año (12 pagas brutas de 3.807 euros) no cotiza a la Seguridad Social.  El Gobierno pretende elevar este tope máximo hasta los 46.100 ó los 51.121 euros brutos al año (4.184 ó los 4.260 euros al mes, según se aplique una subida del 10% o del 12%).