Ir a contenido

fallo polémico

Bankinter asume el impuesto de las hipotecas pero niega haber "robado" a sus clientes

Dancausa afirma que la banca no ha presionado al Tribunal Supremo y pide que se "proteja" al sector

El banco calcula que la sentencia del alto tribunal encarecerá hasta el 1,1% los créditos

P. Allendesalazar

Maria Dolores Dancausa, consejera delegada de Bankinter.

Maria Dolores Dancausa, consejera delegada de Bankinter.

Bankinter, al contrario que otros competidores, no cambió su oferta de hipotecas la semana pasada tras la sentencia del Tribunal Supremo que obliga a los bancos a pagar el impuesto de actos jurídicos documentados, ni las retiró de su web, ni paralizó las operaciones en curso. El banco ha asumido el pago del tributo a los clientes a los que ya le había hecho una propuesta en firme, mientras que a los que no tenían dicha propuesta les ha mantenido las condiciones generales de su oferta hipotecaria, pero "negociando lo menos posible" para resarcirse de ese coste.

Así lo ha anunciado este jueves su consejera delegada, María Dolores Dancausa, que al tiempo ha defendido que los bancos ni han "presionado" al alto tribunal ni han "robado" a sus clientes. "Podría argumentar hasta la extenuación que creo que el criterio anterior es mejor, pero la sentencia es la que es", ha sostenido. El banco calcula que el cambio de criterio del Supremo encarecerá sus hipotecas en entre un 1% y un 1,1% del nominal del préstamo, lo que supone 8 puntos básicos al año teniendo en cuenta que su vida media es de 12 años, si bien ha asegurado que intentará no repercutirlo todo en los clientes.

La ejecutiva ha sido muy contundente en su defensa del sector. Así, ha asegurado que los bancos han cumplido "escrupulosamente" la normativa vigente hasta ahora, que las hipotecas son un producto "muy transparente" y que los clientes las firmaban "encantados" de poder comprarse una casa. "En algún momento alguien nos tiene que ayudar y proteger. Sin hacer victimismo, nos encontramos muy solos", ha lamentado.

Desahogo ministerial

En esta línea, Dancausa ha tildado de "desahogo contra la banca que no resiste ningún análisis" la intención de la ministra de Justicia, Dolores Delgado, de sancionar a las entidades que acudan a la vía judicial para demorar sin causa la devolución de lo cobrado de más por las cláusulas suelo de las hipotecas. La banquera, así, ha asegurado que "a veces asusta" la opinión de los políticos sobre el sector y la actitud de los medios de comunicación, pero en cambio ha salvado de su crítica a los "serios y rigurosos" jueces.

Bankinter ganó 403,6 millones de euros entre enero y septiembre, un 7,3% más que un año antes. Su consejera delegada ha explicado que hasta hace unas semanas estaba convencida de que la entidad iba a cerrar el año con un beneficio récord, pero que ahora no lo tiene tan claro debido a la sentencia del Supremo. "En esta situación insólita todos somos perdedores. Pierden las altas instituciones, porque se pone en cuestión la calidad de las mismas; pierden los bancos, y a la vista está el descalabro bursátil de la última semana y la animadversión que hay contra el sector; y también pierden los clientes, porque se generan unas expectativas de ingresos que quizá no se cumplan", ha mantenido.