Ir a contenido

LAUDO ARBITRAL

Egipto pagará 1.700 millones a Naturgy 'por un trato injusto'

El país africano pierde el litigio iniciado en el 2014 por la falta de suministro a las instalaciones de Damietta y por desestimar el Tratado bilateral España-Egipto de protección de inversores

La gasista repunta un 3% en bolsa tras la resolución tomada por el Ciadi en su planta egipcia

Jordi Jon Pardo

El presidente ejecutivo de Naturgy, Francisco Reynes, en una rueda de prensa.

El presidente ejecutivo de Naturgy, Francisco Reynes, en una rueda de prensa. / Maximo Garcia de la Paz

La española Naturgy, antigua Gas Natural, y la petrolera italiana Eni celebran este lunes la resolución tomada por el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias relativas a Inversiones (Ciadi) en la que condena a Egipto a pagar más de 1.700 millones de euros (2.013 millones de dólares), después de impuestos y antes de intereses por la falta de suministro a las instalaciones de licuefacción de las compañías en Damietta, según ha informado la gasista catalana a través de la Comisión Nacional de Mercado de Valores (CNMV) en el arranque de la primera semana de septiembre.

Según el laudo arbitral, la república árabe no concedió al consorcio inversor el trato justo y equitativo exigido por el Tratado bilateral España-Egipto de protección de inversiones.

Litigio en mitad del conflicto

El mayor proyecto exterior de Naturgy se inauguró en el 2005 en el delta más importante del Mediterráneo, en la localidad de Damietta ubicada en el estuario del Nilo. Esta instalación de licuefacción es propiedad de Segas, una compañía filial participada en un 80% por UFG (Unión Fenosa Gas, 50% vinculada a Naturgy y Eni) y por las firmas egipcias del gas y del petróleo EGAS (10%) y EGPC (10%). Toda la capacidad de producción de Damietta se debía repartir entre UFG (60%) y EGAS (40%).

Siete años después, se paralizó el normal funcionamiento de la planta porque dejó de recibir suministro en mitad de la revolución de la primavera árabe. En el 2014, UFG demandó a Egipto ante el Ciadi porque su empresa pública no abonó los preceptos acordados entre ambas partes. Este parón conllevó a UFG a socavar la economía de ambas empresas mediante remedios multimillonarios para mitigar el derrumbe accionarial del grupo.

Final feliz para UFG

Cuatro años y medio después, la sociedad propietaria de la planta ha recibido el favorable laudo arbitral de la institución dependiente del Banco Mundial. De esta manera, Naturgy confía en que esta resolución "permita alcanzar un acuerdo global y poner en valor su inversión en Egipto a través de un acuerdo comercial y el restablecimiento del suministro de gas a la planta".

A juicio de la compañía, este laudo demuestra la efectividad en los procedimientos a la hora de resolver conflictos internacionales y también el buen funcionamiento de un instrumento para asegurar la protección de las inversiones internacionales.

Subida en bolsa

Tras conocerse el laudo, las acciones de Naturgy despuntaban en el Ibex durante el mediodía con una subida superior al 3%, hasta los 23,85 euros.

0 Comentarios
cargando