Ir a contenido

'LISTO PARA COMER'

Mercadona da el salto a la comida recién hecha

El supermercado abre su primer mostrador de pastas, hamburguesas o pizzas en Burjassot (Valencia) en lo que podría escalar a un nuevo modelo de negocio para la compañía durante el 2019

Jordi Jon Pardo

Elaboración de bocadillos y hamburguesas en el Centro de Coinnovación de Listo paracomer de Mercadona en Burjassot (València).

Elaboración de bocadillos y hamburguesas en el Centro de Coinnovación de Listo paracomer de Mercadona en Burjassot (València). / www jcbarbera com

La cadena de supermercados Mercadona avanza hacia un nuevo modelo de negocio entre los fogones de cocina y los tuppers ecológicos. El grupo de Juan Roig pone en vilo al sector de la restauración, por ahora solo en Burjassot (Valencia), donde ha abierto este viernes el primer mostrador de comida caliente, recién hecha, en una apuesta 'experimental' que, de funcionar, se extendería alrededor de la península con el nombre  de 'Listo para comer', según ha adelantado Mercadona este mismo viernes en un comunicado sobre el proyecto.

Aprendiendo a base de pruebas

"Estamos aprendiendo y probando", explican fuentes del supermercado valenciano, y detallan que se trata de un proyecto inicial que comenzó hace un año con un equipo de nueve personas, con formación en cocina y que proceden del personal de la propia cadena. "No significa que Mercadona se vaya a convertir en un restaurante", matiza el grupo, que lleva invertido un millón de euros en este tiempo, en el que ha dispuesto un laboratorio culinario para diseñar las recetas, determinar los métodos de elaboración y elegir la maquinaria adecuada, así como el diseño del espacio en los establecimientos.

"Nos estaban pidiendo comidas con productos frescos, recién cocinadas y caseras con las que satisfacer a esas personas que en un momento determinado no les apetece cocinar", confiesa el informe del proyecto, que asegura haber atendido a clientes requiriendo este tipo de servicio porque "hay días que no tienen tiempo".

En envases ecológicos

La comida se cocinará en el supermercado aunque habrán procesos avanzados desde el exterior, como las masas de las pizzas y las salsas para las pastas.  Además, algunas de las recetas se expondrán en el mostrador y se servirán por raciones -similar al modelo Nostrum- donde el cliente podrá escoger qué ingredientes y productos quiere para su plato -costillas, albóndigas, paella...- servidos en platos y envases ecológicos de papel, cartón y caña de azúcar.

A la espera de la aceptación

La cadena está en visos de obtener conocimiento sobre cuáles son las recetas preferidas por los consumidores, los horarios en los que la venta crece o cuál debería ser la disposición de los espacios de comida para llevar a los supermercados de Mercadona. El grupo estudiará durante el 2019 dotar a sus superficies con este nuevo servicio teniendo en cuenta los resultados y aceptación de la clientela en Burjassot.

Con esta reciente idea, Mercadona vuelve a apostar por la diversificación y modernización. El grupo ya fue pionero con las compras a través de su web y ya prepara su desembarco en Madrid y Barcelona con dos centros logísticos desde los que distribuir a sus clientes en la zona que hagan la compra online.

Temas: Mercadona

0 Comentarios
cargando