Ir a contenido

compraventa

Catalana Occidente compra la Torre Bellesguard por 30 millones

Los nuevos propietarios mantendrán el edificio modernista abierto al público

El Periódico

Torre Bellesguard.

Torre Bellesguard.

El Grupo Catalana Occidente ha alcanzado un acuerdo para adquirir Torre Bellesguard (Barcelona) a la familia Guilera, actuales propietarios del inmueble. La Torre Bellesguard es un edificio modernista construido por Antonio Gaudí. La operación responde a la intención del grupo de "aportar valor a la sociedad y tiene carácter excepcional", según ha comunicado la aseguradora en un comunicado. Por este motivo, invertirá en la conservación y restauración de la torre y mantendrá las líneas de actuación de la familia Guilera en los últimos años. 

Catalan Occidente pagará 30 millones de euros por la torre, según publico el diartio El Pais. La adqusición se produce después de que tanto el Ayuntamiento de Barcelona, la Generalitat y el Consell Comarcal de Barcelona declinaran ejercer el derecho de tanteo y retracto de adquisición preferente que establece la ley para quedarse con el edificio si se paga la cantidad estipulada en la operación de compraventa. 

La Torre Bellesguard mantendrá su actividad y uso actual que está destinado a visitas turísticas. El inmueble está catalogado como bien de interés cultural por lo que la operación está sujeta a la aprobación de las administraciones públicas.

La familia Guilera compró la Torre Bellesguard en 1944 y han sido los propietarios durante más de 70 años. Inicialmente, este edificio fue empleado como hospital, ya que Luis Guilera Molas era médico y pionero en el estudio y tratamiento del cáncer, así como su hijo y heredero, Luis Guilera Soler, especializado en ginecología y obstetricia. En 1974, la torre abandonó su uso como hospital para convertirse en la residencia habitual de la familia Guilera.

Puertas abiertas a la ciudadanía

En el 2011 la familia Guilera tomó la decisión de abrir las puertas de su casa a la ciudadanía, acometiendo las gestiones e inversiones necesarias para poner en marcha la actividad turística y cultural en la torre, iniciándose la misma en septiembre de 2013.

Catalana Occidente ha destacado que continuará con el compromiso que hasta la fecha ha mantenido la familia Guilera con la conservación de dicho patrimonio. La torre permanecerá abierta al público.

0 Comentarios
cargando