Ir a contenido

REBAJAS DE HASTA EL 50%

Las operadoras reactivan las campañas de captación de clientes

Las principales compañías rebajan de manera temporal sus precios hasta el 50%

Esta semana se celebra la subasta de licencias para móviles 5G

Eduardo López Alonso

Una foto de archivo con dos personas escribiendo en sus teléfonos móviles

Una foto de archivo con dos personas escribiendo en sus teléfonos móviles / FERRAN NADEU

Las operadoras de telecomunicaciones en España han reactivado sus campañas de captación de clientes. Intentan consolidar bases de abonados de cara a una nueva etapa que se vislumbra en el horizonte y que está marcada por los nuevos servicios móviles de alta velocidad, el 5G. Esta semana se celebra la subasta de licencias para el uso de la banda de frecuencias de la nueva tecnología. Telefónica, Orange, Vodafone y MásMóvil aspiran a ellas. 

Las campañas de descuentos intentan consolidar la base de clientes de cara a unos próximos meses marcados por las inversiones. Así, Vodafone recorta el 50% el precio de paquetes integrados (fibra, TV y móviles), Telefónica multiplica por dos la velcidad, Orange reduce a la mitad sus precios y Masmovil ofrece fibra a 300 mb a precio de 50 durante tres meses. La idea es que a las operadoras les sale a cuenta mejorar los paquetes porque eso no se traducirá en una sobrecarga de sus redes, tras la caída del consumo aparejada al periodo estival.

Los principales operadores de telefonía móvil presentes en España están además inmersos en el objetivo de nuevos proyectos de inversión. Han aceptado su solicitud para tomar parte en la puja por el 5G. El precio de salida de cada bloque a la venta se ha fijado en 2,5 millones de euros, lo que supone 100 millones de euros de precio de partida para el total de megahercios que se licitan. Las concesiones tendrán una duración de 20 años y los operadores que participen en la subasta deberán respetar el límite máximo de frecuencias que puede disponer un mismo operador en la banda 3,4-3,8 GHz, fijado en 120 MHz. La licitación se desarrollará por medios electrónicos, mediante un mecanismo de subasta simultánea ascendente de múltiples rondas.

En paralelo a esa batalla por el espacio radioeléctrico, se recrudece la competencia por los clientes estables. Triunfan en estos momentos los paquetes integrados de telefonía fija basada en fibra óptica, televisión y móviles, con un incremento de la calidad general de los servicios ofertados. 

Mejora del servicio

La velocidad media de bajada de las redes de internet fijo en España ha alcanzado en el primer semestre del 2018 los 72,49 Mbps, lo que supone un 33,6% más que los 54,27 Mbps de la segunda mitad de 2017, según la herramienta nPerf, que sitúa a MásMóvil como el operador con las red más rápida del mercado español de telefonía fija. En concreto, incluyendo todos los tipos de tecnología de las conexiones a internet fijas, MásMóvil ha ofrecido de media la mejor velocidad de descarga a sus abonados durante el primer semestre de 2018 con 99,43 Mbps, por delante de Movistar (83,29 Mbps), Orange (67,61 Mbps) y Vodafone (56,27 Mbps).

Doblar la velocidad

Sin embargo, las medias siguen todavía alejadas de la excelencia. La velocidad de un giga ya es posible y podrá ser un estandar de amplia difusión en el próximo año. Movistar, Vodafone (sin los perjudicados clientes herederos de ONO) y Orange han doblado la velocidad de acceso de sus abonados.  

Precios de los paquetes

El precio de los paquetes de telecomunicaciones premium se sitúa ahora por debajo de los 180 euros por familia, una cantidad importante pero que incluye fibra de máxima velocidad, paquetes de televisión y cuatro móviles, por ejemplo. Pese a lo llamativo de estas ofertas de alta calidad en telecomunicaciones, lo cierto es que las conexiones wifi siguen siendo el punto débil del servicio, por sus velocidades de acceso simultáneo más lentas. Algunos servicios de fibra no tienen la misma velocidad de descarga que de envío, algo que muchas veces no se refleja en un precio más competitivo. 

Más portabilidades

Con respecto a los servicios de móviles, los precios también tienden a la baja y con peso creciente de las compañías más pequeñas. Alrededor de 6,51 millones de abonados cambiaron de operador en el 2017, según datos de la Comisión Nacional del Mercado de las Telecomunicaciones. La infidelidad de los usuarios a su compañía de telecomunicaciones es ya tradicional, y está plenamente justificada ante el maltrato generalizado que reciben los clientes que duran varios años en un operador y pierden de esta forma las ofertas de captación. Esta rotación de clientes puede convertirse en una amenaza seria para un sector que requiere una fuente de ingresos estable para compensar el notable esfuerzo inversión que requiere el sector de las telecomunicaciones. 

Una de las operadoras más destacadas es MásMóvil que, tras la incorporación de Yoigo y Pepephone, no ha dejado de atraer usuarios de la competencia con sus ofertas convergentes fijo-móvil low cost a lo largo de los últimos meses. La otorgación de licencias de 5G abrirá un nuevo panorama para las operadoras. Algunas de ellas necesitarán compensar la inversión realizada, pero todavía tardarán un par de años para transformar esa inversión en un atractivo servicio para el consumidor. 

0 Comentarios
cargando