Ir a contenido

adelanto para perros y gatos

Dinbeat lanza un 'wearable' veterinario

El dispositivo es un arnés que mide las constantes vitales de las mascotas

La compañía ha conseguido 280.000 euros de financiación, en gran parte de subvenciones

Guillem Tapia

Talia Bonmatí, en el centro, junto a parte del equipo de Dinbeat. 

Talia Bonmatí, en el centro, junto a parte del equipo de Dinbeat.  / EL PERIÓDICO

Dinbeat lanzará al mercado durante el cuarto trimestre del año un dispositivo 'wearable' veterinario para perros. La ‘start-up’ barcelonesa dirigida Talia Bonmatí ya cuenta con dos prototipos funcionales que están siendo utilizados para testear la tecnología y en septiembre dispondrá de un total de 10 dispositivos para acelerar el proceso de comprobaciones técnicas que se está llevando a cabo a través de contratos de colaboración con el Hospital Veterinario Universitario de Murcia y con la Universitat Autònoma de Barcelona. De cara a los tres últimos meses del año la compañía prevé realizar una pre-serie de 100 unidades y empezar a comercializarlas entre profesionales. "De momento fabricaremos en España para poder controlar mejor la calidad. Cuando tengamos que escalar la producción comenzaremos a fabricar en el extranjero", apunta la directora general de la firma.

Dinbeat Pro, que es el nombre del producto, es un arnés que monitoriza la salud del perro que lo porta –posteriormente la compañía quiere desarrollar versiones para otras mascotas– para que los veterinarios puedan conocer en tiempo real las constantes vitales del animal tanto si está hospitalizado como si simplemente es necesario realizarle un seguimiento remoto.  

Los parámetros que mide el dispositivo son la frecuencia cardiaca, las respiraciones por minuto y la temperatura. Además, Dinbeat Pro también registra otras variables como la actividad física y las calorías quemadas, la posición del can y la frecuencia y duración de sus ladridos. A diferencia de los dispositivos médicos para pacientes humanos, que precisan de numerosas homologaciones antes de poder ponerse a la venta, la comercialización de Dinbeat Pro tan solo está condicionada a los mismos permisos que un aparato electrónico convencional. El precio del arnés será de 840 euros más una suscripción mensual de 25 euros por su uso.

Reguero de subvenciones

Actualmente la ‘start-up’ tiene una ronda de financiación abierta de 150.000 euros que servirán para acometer la fabricación de las primeras unidades del producto. Por el momento la compañía ya ha conseguido fondos por valor de 280.000 euros, en gran parte gracias a subvenciones como la Start Up Capital de Acció (75.000 euros), la SME Instrument (50.000 euros) enmarcada en el programa Horizon 2020 de la Comisión Europea y un préstamo Enisa para jóvenes emprendedores de 60.000 euros.  Dinbeat tiene su sede en la incubadora de empresas de Barcelona Activa en Glòries. Junto con Talia Bonmatí, Francisco Gil y David Arranz son los otros dos fundadores de la compañía.