Ir a contenido

Calviño promete estabilidad presupuestaria al Eurogrupo

La ministra de Economía dice en su debú europeo que no ve razones para modificar el objetivo de déficit de 2018

Los ministros del Eurogrupo reciben con aplausos el "muy elocuente" compromiso del nuevo gobierno con el déficit

Silvia Martinez

Nadia Calviño, ministra de Economía.

Nadia Calviño, ministra de Economía.

Las políticas sociales marcarán la agenda del gobierno que lidera Pedro Sánchez, pero España no se olvidará durante esta nueva etapa de la estabilidad presupuestaria. Es el mensaje que ha trasladado este jueves la ministra de economía, Nadia Calviño, a sus colegas de la zona euro durante su estreno en la reunión del Eurogrupo.

Según ha explicado tras el encuentro su presidente, Mario Centeno, la presentación de Calviño ha sido celebrada con aplausos por sus colegas. "Ha hecho una presentación muy elocuente y confieso que incluso la han aplaudido en una señal de gran aprecio y esto no es habitual", ha explicado el portugués que también ha dicho que la ministra ha sido muy clara sobre el compromiso del gobierno con el cumplimiento de los objetivos del Pacto de Estabilidad y Crecimiento. "Está claro que este gobierno tiene un compromiso europeo muy fuerte y voluntad de respetar los compromisos”, ha destacado también el comisario de asuntos económicos, Pierre Moscovici, que ha recordado no obstante que el esfuerzo estructural tendrá que ser "significativo". 

“Es necesario que sigamos en una senda de estabilidad presupuestaria que nos permita garantizar la estabilidad a corto, medio y largo plazo de la economía española” pero “conjugar todo esto con un modelo de crecimiento más inclusivo”, ha defendido la ministra en este debú europeo. “No podemos tener un crecimiento económicos sostenible desde el punto de vista social si no es inclusivo. Por eso creo que la agenda social y de estabilidad presupuestaria tienen que ir mano a mano”, ha añadido.

Mismo objetivo de déficit

En sus últimas previsiones, la Comisión Europea ya avisó al Gobierno español que el agujero presupuestario se disparará este año al 2,6%, e incluso al 2,7% si se suma el aumento de las pensiones y del salario de los funcionarios. Calviño ha insistido que no ve motivos para modificar la senda fiscal marcada en el borrador de presupuestos de 2018 por el anterior gobierno del PP, que fija un objetivo de déficit del 2,2% del PIB, y ha indicado que la ministra de hacienda, María Jesús Montero, trabaja “día y noche” para ver cómo evoluciona la ejecución presupuestaria. “No tengo ninguna razón para cambiar ese objetivo como tal”, ha explicado.

Es más, Calviño ha optado por poner el acento en que el gran objetivo es bajar el límite del 3% que fija el Pacto de Estabilidad y Crecimiento. “El Gobierno de España tiene una senda de reducción del déficit público y la perspectiva que tenemos es salir del brazo correctivo este año porque tengamos un déficit público claramente por debajo del 3%”, ha incidido. Tal y como hiciera la Comisión Europea hace un mes, el Eurogrupo también ha avalado el borrador del presupuesto presentado por España al considerar que cumple "en líneas generales" con el Pacto de Estabilidad y Crecimiento.

Presupuesto de la Eurozona

El Eurogrupo también ha escuchado el plan económico del nuevo Gobierno italiano y la propuesta del eje franco-alemán para reformar la Eurozona que incluye un presupuesto para ayudar a los países en problemas, uno de los asuntos que tratarán los Jefes de Estado y de Gobierno en la cumbre de la Eurozona de la próxima semana y que genera divisiones en la UE.

Holanda ya ha dicho que no son partidarios de este presupuesto. Para otros como el ministro galo, Bruno Le Maire, hubiera permitido a países como España salir antes de la crisis. “A Estados que han sido golpeados duro, por ejemplo España, que ha tardado años y hecho sacrificios para recuperar la competitividad, les habría permitido salir más rápido de la crisis", ha asegurado junto a su colega alemán, Olaf Scholz.

El plan franco-alemán no entra en detalles claves, como el volumen que tendrá este presupuesto o quien los financiará. Aún así, Calviño ha acogido el acuerdo con optimismo -es una "base sólida", ha dicho- y ha subrayado que lo importante ahora “no es discutir el tamaño” sino dotar a la zona euro “de los instrumentos suficientes” para seguir creciendo de forma sólida.

Valerio pide apoyo a la oposición para evitar un enfrentamiento con Bruselas por las pensiones  

El último informe sobre pensiones presentado en mayo pasado por la Comisión Europea alabó la reforma del PP de 2013. Este jueves la ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, se ha estrenado en Luxemburgo dejando claro que no es la vía que el Gobierno de Pedro Sánchez va a seguir y ha apostado por cambios para garantizar pensiones adecuadas, suficientes y periódicamente actualizadas.

“Vamos a intentar convencer a la Comisión porque es absolutamente fundamental respetar la Constitución española que habla de pensiones adecuadas, suficientes y periódicamente actualizadas. Consideramos que la reforma de 2013 no va en esa línea en absoluto”, ha advertido. Valerio es consciente de que la nueva melodía puede generar tensiones con la Comisión Europea que ha criticado la indexación de las pensiones al IPC.

Para afrontar este debate con más fuerza la ministra ha pedido al resto de partidos políticos, incluido el PP, que contribuyan a un acuerdo en el marco del Pacto de Toledo.