Ir a contenido

El paro cae a la cifra más baja desde diciembre del 2008

Catalunya es la comunidad donde más desciende el desempleo registrado

Los datos de mayo coinciden con el último mes en el Gobierno de Rajoy

Gabriel Ubieto

Colas de desempleados en una oficina del barrio de Arganzuela, en una imagen de archivo.

Colas de desempleados en una oficina del barrio de Arganzuela, en una imagen de archivo. / Agustín Catalán (El Periódico)

Pedro Sánchez toma las riendas de una España con niveles de paro que se retrotraen a los primeros días de la segunda legislatura del también presidente socialista José Luís Rodríguez Zapatero. El mercado laboral español cerró el mes de mayo con su menor nivel de desempleo registrado desde diciembre del 2008, con un total de 3.252.130 personas en paro. 

Las cifras del paro en España en mayo del 2018

El ya expresidente Mariano Rajoy finaliza así su etapa al frente del Gobierno con 1.170.229 parados menos respecto al mes de diciembre del 2011 cuando asumió el cargo de presidente del Gobierno, cuando había 4.422.359 desempleados registrados en España. El líder del PP pasa también el relevo a Pedro Sánchez con una tasa de afiliados a la Seguridad Social que se remonta a niveles de noviembre del 2008, con un total de 18.915.668 personas.   

No obstante, el descenso del paro en 83.738 personas del mes de mayo es, a su vez, la menor reducción de dicha tasa en términos absolutos desde mayo del 2012, cuando bajó en 30.113 personas. En los años siguientes, los descensos en la población activa no han sido menores de las 100.000 personas; a excepción del 2013. 

Catalunya ha sido la comunidad autónoma que mayores descensos en el número de parados ha registrado, con un total de 13.378 personas menos desempleadas. Es una cifra que representa el 3,4% menos de parados respecto a abril y el 5,8% menos que mayo del 2017. 

El hecho de que el paro haya disminuido en el conjunto de España respecto al mes de abril en 83.738 desempleados, mientras el número de afiliados haya aumentado en 237.207 personas se explica, parcialmente, a través del fuerte papel que juegan los contratos temporales en el descenso del desempleo.

Estadísticamente, una persona puede tener más de una afiliación a la Seguridad Social si desempeña varias actividades o lo hace de un modo fraccionado. En el mes de mayo se firmaron un total de 2.058.400 contratos, de los cuales 200.078 fueron indefinidos y 1.858.322 temporales. Es decir, el 90,3% de los contratos rubricados en el pasado mes fueron temporales, una forma contractual que los sindicatos han valorado en sus respectivos comunicados como producto y productor de precariedad.

Concretamente, el 37% del total de los contratos duraron menos de una semana y tres de cada diez contratos temporales fueron, a su vez, a tiempo parcial. A pesar del alto peso de la contratación temporal, las cifras del mes de mayo muestran mayores crecimientos relativos en la contratación indefinida, que aumenta respecto al mayo del 2017 en el 9,7%, mientras que la temporal se estanca con un ligero descenso del 0,1%.

Franjas de edad y género

La distribución de dichos contratos no es homogénea en cuanto a franjas de edad o género se refiere. El 55,7% de los contratos indefinidos fueron firmados por hombres y, de ese porcentaje, más de la mitad (61,2%), fueron hombres de entre 25 y 44 años. 

En mayo se firmaron el 16,1% más de contratos que en abril y el 1,5% respecto al mismo mes del año anterior. Al cierre del mes de mayo, en España se han firmado un total de 7.843.679 contratos laborales, el 2,5% más que en el mismo periodo del año anterior.

Si bien CCOO y UGT han valorado críticamente los datos del paro y han pedido al nuevo ejecutivo de Sánchez que derogue las reformas laborales del PP para reducir los altos niveles de temporalidad y profundizar en la “calidad” del empleo generado, la CEOE se ha expresado en la línea contraria.

En un comunicado, la patronal ha reclamado al nuevo gobierno socialista “estabilidad” para avanzar en el “proceso de recuperación y creación de empleo” y no revertir las medidas criticadas por los sindicatos, ya que estas “han tenido gran protagonismo en la salida de la crisis y en la recuperación del empleo".

Brecha de género

En España, en mayo habían 557.850 más mujeres desempleadas que hombres, una brecha que en la comparativa anual se ha agrandado, ya que el paro masculino se ha recortado el 8,9% respecto al mayo del 2017 y el femenino el 3,9%. Dicha brecha sigue una tendencia ascendente, puesto que en mayo del 2017 había 503.774 más mujeres en paro que hombres y en mayo del 2007, antes de la crisis, dicha diferencia era de 485.557 mujeres.  

Por sectores, la hostelería fue en mayo uno los principales motores del incremento de la afiliación en la Seguridad Social, al aumentar en 74.642 ocupados. Dicha alza fue generalizada, ya que todos los sectores de actividad, salvo el de suministro de energía eléctrica, experimentaron crecimiento en el número de trabajadores.

En este sentido, los últimos datos del Ministerio de Empleo van en la línea de las previsiones realizadas por la consultora de recursos humanos Adecco, que estima que para la campaña de verano se crearán un total de 1,5 millones de puestos de trabajo, de los cuáles 275.000 estarán localizados en Catalunya.

Unas cifras que, según las mismas estimaciones de la consultora, representarán un incremento del 12% respecto la campaña veraniega del 2017 y que se concentrarán, principalmente, en los sectores de la hostelería y turismo.

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.