Ir a contenido

apoyo comunitario

Bruselas propone elevar un 5% los fondos regionales para España

La Comisión Europea asigna una partida de 34.000 millones en el presupuesto 2021-2027

Silvia Martinez

El comisario europeo de Presupuesto, Günther Oettinger, en Bruselas.

El comisario europeo de Presupuesto, Günther Oettinger, en Bruselas. / AFP / GEORGES GOBET

La salida de Reino Unido de la Unión Europea dejará un agujero anual en el presupuesto europeo para el periodo 2021-2027 de casi 14.000 millones de euros anuales que obligará a hacer economías en partidas importantes como la política regional. La solución propuesta por Bruselas aboga por reducir el dinero destinado a los países de Europa central y del este, los más beneficiados en los últimos años, y redistribuir el dinero hacia los países del sur como Grecia, Italia o España. Bruselas propone asignar a España 34.004,9 millones de euros en el próximo período lo que significa un aumento del 5%.

El motivo de este vuelco, explican fuentes del Ejecutivo comunitario, se debe a los efectos de la crisis económica que han repercutido negativamente en la economía española mientras que los países que entraron en la UE en 2004 han recuperado mucho terreno. “Los países como Eslovaquia, los Bálticos o Polonia recibirán menos dinero de la cohesión porque se han vuelto más competitivos y han crecido económicamente”, ha justificado el comisario de presupuesto, Gunter Oettinger. Otros, ha justificado, recibirán más “porque se han estancado en los útimos años”. El recorte en el caso de Hungría será del 24% lo mismo que para la República checa, Estonia y Lituania.

El PIB seguirá siendo el principal criterio en la clave de reparto (81%) pero por primera vez la Comisión Europea introduce otros criterios para “reflejar mejor la realidad”. Es el caso de la tasa de desempleo juvenil, el cambio climático, el nivel educativo o la acogida de inmigrantes. Factores casi todos ellos que juegan a favor de España.

Según el nuevo mapa de las ayudas regionales, Extremadura, Andalucía y Castilla la Mancha seguirán siendo las comunidades autónomas más beneficiadas porque tienen una renta inferior al 75% de la media comunitaria. En el segundo bloque, con una renta de entre el 75 y el 100% del PIB ( según la media del periodo 2014-2016), estarán Galicia, Asturias, Cantabria, Castilla y León, Baleares, Murcia y la Comunidad Valenciana mientras que las regiones que accederán a menos ayudas regionales seguirán siendo Euskadi, Navarra, Madrid, Aragón y Catalunya porque superan el 100% de la media de la UE. La propuesta tiene todavía una larga negociación por delante entre Consejo y Eurocámara.