Ir a contenido

evolución del ahorro

Los fondos reciben más de 10.000 millones en el primer trimestre pese a la caída de las bolsas

En el mismo periodo el volumen de depósitos bancarios han descendido en más de 30.000 millones

Las aportaciones a los fondos de pensiones han descendido en 1.000 millones entre enero y marzo

Max Jiménez Botías

Interior de la Bolsa de Madrid, con la información sobre la evolución del Ibex 35, el pasado 5 de marzo.

Interior de la Bolsa de Madrid, con la información sobre la evolución del Ibex 35, el pasado 5 de marzo. / EFE / JUAN CARLOS HIDALGO

Los mercados financieros no han conseguido sacarle mucho rendimiento al primer trimestre del año. La inestabilidad geopolítica provocó descensos en las bolsas y, por consiguiente, en los productos financieros relacionados con la renta variable. Una segunda derivada de esa situación fue un descenso del conjunto de los fondos de inversión que gestiona la industria española en un 1% de media en el trimestre. Sin embargo, el volumen de estos productos de inversión aumentó en 10.467 millones de euros (1,8% más que a finales del año anterior), lo que situaron el total de fondos españoles y extranjeros comercializados por gestoras registradas en la CNMV en 585.429 millones de euros a finales de marzo 2018. Solo los fondos españoles ha tenido un crecimiento de 7.000 millones, hasta los 262.847 millones de euros. En el mismo periodo, el volumen de los fondos de pensiones, cuya contratación suele ser intensiva en el último trimestre del año, cayó en 1.000 millones de euros. A la falta de nuevas contrataciones se unieron las pérdidas de la renta variable.

Pese a ello, algo ha cambiado en la industria de los fondos en España para que en un trimestres de rentabilidades negativas (el rendimiento medio de la idustria fue del -1%) el sector haya aumentado más de 10.000 millones su patrimonio. Probablemente el factor diferencial es la aceptación del riesgo por parte del inversor. "El ahorrador conoce ya los fondos y entiende que algunas opciones entrañan posibilidad de pérdidas. Además, desde las propias entidades se ha hecho pedagogía entre sus clientes para que entiendan los mecanismos de esa industria", afirma José Luis Manrique, jefe de estudios de Inverco, la patronal de las entidades de inversión en España.

El rendimiento del dinero

El mayor conocimiento financiero es un factor, sin duda, pero ser consciente de la realidad por lo que se refiere al rendimiento de los depósitos es un argumento añadido que no admite comparación: el tipo de interés sintético de los depósitos en España ha pasado del 0,3% en el 2015, al 0,1% en el 2017. Con la evolución de la inflación, el rendimiento real es negativo. Por contra, es cierto que el rendimiento de los fondos en el primer trimestre fue negativo, pero solo en el mes de abril, cuando la calma volvió a los mercados, se ha recuperado todo lo perdido durante el trimestre anterior.

No es de extrañar, por tanto, la pérdida incesante de depósitos y cuentas a la vistas registrada en los últimos meses en el balance de los bancos. Solo en el último trimestre, el volumen de depósitos ha descendido en 30.161 millones de euros. La industria de la inversión se ha beneficiado, sin duda, de ese descomunal trasvase de fondos. Y resulta bastante evidente que la otra industria que se ha visto beneficiada por ese movimiento es el sector inmobiliario, donde las rentabilidades del alquiler impulsan la inversión.

Confiar en la industria

En este entorno, "el partícipe ha decidido dar un voto de confianza a la industria de los fondos de inversión, porque no tiene prácticamente alternativas en el mercado y los fondos aportan valor añadido", comenta Manrique. Una parte importante de la industria ha conseguido trasladar a sus clientes que en el mercado hay fondos que se ajustan a su perfil del riesgo, ya sea bajo o "dinámico" (alto), como se llama en la industria. Con esa filosofía, entidades como el BBVA consiguieron el pasado año destacarse en el volumen de nuevas suscripciones. Doblaron al segundo (Santander) en volumen. Ganaron casi 2.000 millones de euros. Pero es que entre diciembre del 2017 y marzo del 2018 la entidad ha vuelto a aumentar su patrimonio en otros 2.000 millones. Cerca de 1.000 millones de euros ha ganado CaixaBank en esos primeros tres meses, lo que le ha valido para mantener el primer lugar del ránking de gestoras (44.877 millones de euros).

"Nuestra estrategia que ya se inició en 2017 y continúa este año, se basa en las carteras de gestión discrecional. Es un formato de inversión que permite una reacción más ágil ante los cambios del entorno de mercado, una mayor diversificación de las posiciones y una mayor transparencia en los costes", explican fuentes de la entidad financiera. Además, en este entorno de tipos bajos, "los clientes buscan asesoramiento para asumir un riesgo razonable que encaje con su objetivo y tolerancia al riesgo, horizonte temporal de inversión, entre otros factores", explica la entidad, que tiene 10.900 gestores diplomados en asesoramiento financiero.

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.