Ir a contenido

evolución de la deuda

Moody's sube la nota de España por su resistencia a las incertidumbres políticas

La agencia de calificación de riesgos da un aprobado alto pese a la "debilidad institucional" destapada por el conflicto independentista en Catalunya

Protesta independentista en Lleida, el año pasado. 

Protesta independentista en Lleida, el año pasado.  / JOAN ESTEVE (EFE)

La agencia de calificación de riesgos Moody's considera que España merece un premio por su capacidad de mantener la buena marcha de sus indicadores macroeconómicos pese a las incertidumbres políticas internas que sufre. Moody's ha subido un escalón la nota de España, de aprobado medio a aprobado alto (de Baa2 a Baa1), por la fortaleza de su economía, equilibrada en su patrón de crecimiento y que se ha mostrado resistente frente a factores políticos.

La agencia dice que la "debilidad institucional" -en concreto la asociada a la situación política en Catalunya- probablemente seguirá suponiendo un riesgo para la economía española durante algún tiempo, si bien considera que las mejoras económicas de los últimos años están lo suficientemente arraigadas.

Rajoy destaca la decisión

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha destacado en su cuenta en la red social Twitter la mejora por parte de la agencia de calificación Moody's y dice que "Ahora no podemos parar". Tras decir que es la cuarta agencia de calificación que sube la nota a España el presidente del Gobierno señala que "gracias a las reformas del Gobierno y al esfuerzo de los españoles, aumenta la confianza en España. Ahora no podemos parar".

La opinión de Moody's

"La crisis política en Catalunya ha disminuido un poco y parece que no ha deteriorado las políticas macroeconómicas o el rendimiento de la economía hasta la fecha. Si bien esperamos que sigan las tensiones políticas entre el Gobierno central y las fuerzas independentistas en Catalunya, nuestro escenario base sigue siendo que Catalunya continuará formando parte de España", añade el informe.

Estabilidad

Moody's mantiene para España la perspectiva estable, lo que significa que no prevé cambios de nota a medio plazo dado que en ese periodo no parece probable que se puedan materializar nuevas reformas estructurales o fiscales. "Más bien, el reto de las autoridades a medio plazo será resistir las presiones para revertir las reformas que fueron acometidas durante la crisis", afirma el informe.

Se trata de la primera revisión de nota de Moody's desde febrero del 2016, cuando bajó la perspectiva de positiva a estable, y después de que en 2017 esta agencia no publicara ningún informe de ráting sobre España. Esta subida se suma a las ya realizadas en los últimos meses por Fitch y S&P, cuyas respectivas notas de España (notable bajo) están un escalón por encima de la de Moody's.

El peso del sector exterior

Entre los factores que han llevado a Moody's a subir la nota de España está un crecimiento económico más equilibrado, en el que el avance sigue estando liderado por la demanda interna (consumo e inversión), pero al que el sector exterior contribuye en positivo, algo que no ocurría en periodos de expansión anteriores a la crisis. El informe añade que la reestructuración del sector financiero ha sido determinante para restaurar el crédito y reconoce que la mejora del marco supervisor se ha demostrado exitosa después de que la quiebra del Banco Popular se haya resuelto sin que haya tenido impacto sobre la estabilidad de sistema.

En el lado negativo, la agencia subraya que España está muy endeudada y es probable que lo siga estando durante mucho tiempo, ya que aunque el déficit ha ido cayendo apenas ha habido cambios en la caga de la deuda que permanecerá por encima del 90% durante algunos años.

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.