Ir a contenido

Balance turístico

La Semana Santa cierra con una ocupación que roza el completo en el Pirineo y de entre el 70% y el 85% en la costa

Las casas rurales cumplen las expectativas con cifras de hasta el 95% de reservas

Turistas en Salou, esta Semana Santa. 

Turistas en Salou, esta Semana Santa.  / Jaume Sellart (EFE)

La Semana Santa se cerrará con una ocupación excelente en Catalunya que roza el completo en el Pirineo y con cifras más moderadas en la costa, con un 85% de reservas de media en la Costa Daurada y de un 70% en la Costa Brava. En el Maresme, la ocupación hotelera también ha rondado el 85%. La excepción ha sido una costa del Garraf que ha superado con creces unas previsiones bastante pesimistas que auguraban un 50% de reservas y se ha catapultado hasta el 95%.

Las casas rurales de la Catalunya Central y de las comarcas del Ebre también han cumplido las expectativas y casi han colgado el cartel de completo (95%-100% de ocupación) en una Semana Santa avanzada y a caballo entre los meses de marzo y abril.

Las más beneficiadas por el aumento de turistas han sido claramente las comarcas de montaña: 100.000 pases de esquí vendidos y 85.000 turistas en el Pirineo Occidental y en las comarcas de Lleida (5.000 más que el año pasado) y 85% de ocupación en el Pirineo de Girona, con el epicentro de máximas reservas en las estaciones de la Molina y Masella.

La campaña turística de Semana Santa en Lleida ha sido la mejor de la década, según el Patronato de Turismo de la Diputación de Lleida. Las casas de turismo rural han colgado el cartel de completo en toda la demarcación y eso supone más de 6.700 plazas ocupadas. El Patronato confirma las previsiones iniciales y calcula que esta Semana Santa han pasado por las comarcas de Lleida hasta 85.000 turistas (5.000 más que el año pasado) que suman unas 210.000 pernoctaciones. En las estaciones de esquí, el viento que sopló el sábado obligó a cerrar las pistas de las zonas altas. Sin embargo, los importantes espesores de nieve que todavía hay en los complejos han atraído una gran cantidad de aficionados al deporte blanco. El director del Patronato de Turismo de la Diputación de Lleida, Juli alegre, explicó que ni la climatología ni la situación política que vive el país han provocado anulaciones en alojamientos turísticos de la demarcación.