Ir a contenido

CITA MUNDIAL

Barcelona se reivindicará como capital tecnológica en el Mobile World Congress

El Gobierno creará el Observatorio Nacional del 5G en la Fundación Mobile World Capital Barcelona

El congreso servirá para mostrar «la normalidad de funcionamiento de Barcelona», dice Colau

Josep M. Berengueras

El futuro 8Demostración del uso de 5G en un estand del Mobile World Congress, el pasado marzo.

El futuro 8Demostración del uso de 5G en un estand del Mobile World Congress, el pasado marzo. / DANNY CAMINAL

Barcelona  volverá a ser el epicentro de los focos de los medios de comunicación de todo el mundo durante el Mobile World Congress (MWC), la mayor feria de tecnología móvil del mundo, que se celebrará entre el 26 de febrero y el 1 de marzo. La ciudad quiere aprovechar el congreso para dar una imagen de normalidad a los más de 100.000 congresistas que asistirán, así como para reivindicarse como capital tecnológica y reforzar así su candidatura para convertirse en laboratorio europeo de 5G, la nueva generación de tecnología móvil. En este sentido, el Ministerio de Energía anunció ayer la creación del Observatorio Nacional del 5G en el marco de la Fundación Mobile World Capital.

Faltan pocos días del inicio del MWC –del 26 de febrero al 1 de marzo–, y ya se trabaja en el montaje de los más de 2.100 estands que ocuparán el recinto ferial de Gran Via. El congreso espera recibir unos 108.000 visitantes procedentes de 200 países, con la creación de 13.000 empleos temporales y un impacto económico de 471 millones de euros. Será un buen momento para ver las últimas novedades en tecnología móvil, pero también para que Barcelona reivindique sus proyectos: quiere convertirse en un laboratorio europeo sobre 5G.

Actividades

«Barcelona lo tiene todo para ser un hub de referencia europeo que lidere los cambios tecnológicos», aseguró ayer la alcaldesa de la ciudad, Ada Colau, en la presentación de las actividades que llevará a cabo la Mobile World Capital Barcelona (MWCB) en el congreso. Para lograrlo ese cometido, la MWCB ha apostado por un completo programa de actividades no solo para los miles de congresistas –que podrán ver cómo se está transformando la ciudad–, sino también para acercar el MWC a los ciudadanos. Entre otras actividades, desde la MWCB se organizará el 4YFN (evento para emprendedores), el YoMo (festival de tecnología para niños) el Mobile Lunch (encuentro de la industria) o la Mobile Week (actividades para los ciudadanos), que complementarán la gran cita que será el MWC.

Barcelona aprovechará también el MWC para reivindicar su candidatura ante la Comisión Europea para ser elegida como «5G City» y optar así a fondos europeos para desplegar proyectos que tengan relación con esta tecnología. En este sentido, el secretario de Estado para la Sociedad de la Información y la Agenda Digital, José María Lassalle, anunció ayer la puesta en marcha del Observatorio Nacional del 5G dentro de la Fundación Mobile World Capital, cuyo objetivo será seguir impulsando las actividades de fomento y desarrollo de empresas y start-ups del ámbito tecnológico y dar un impulso al 5G en España. El centro contará con un presupuesto inicial de un millón de euros, en una iniciativa que se desarrollará conjuntamente entre Barcelona y Madrid.

Los primeros proyectos de la candidatura 5G Barcelona se presentarán en la feria de móviles, y tendrán que ver con el mundo del automóvil, la salud y el entretenimiento, avanzó el director general de MWCB, Carlos Grau. Por otro lado, Pau Villòria, secretario general del departamento de Empresa i Coneixement de la Generalitat, ha anunciado que este año se superarán las 100 empresas con estand en el congreso por segundo año consecutivo. De las 102 que habrá en total, 73 estarán en los diferentes espacios de la Generalitat.

Meses convulsos

El MWC de este año llega después de unos meses convulsos tras los atentados de agosto y por la situación política. Fuentes de la organización de la feria afirmaron que el congreso nunca ha peligrado, y que su prioridad ha sido garantizar el normal funcionamiento de la feria. 

olau destacó ayer que el MWC será el mejor momento para mostrar «a todo el mundo» «la normalidad de funcionamiento de Barcelona a pleno rendimiento», así como las capacidades y el ecosistema tecnológico de la ciudad. Además, como ya había anunciado, se aprovechará el congreso para lanzar una campaña para reforzar la reputación de la ciudad de Barcelona y enviar «un mensaje de confianza». 

Unas jornadas paralelas para abordar el impacto social de la electrónica

A la par que se celebra el Mobile World Congress, se llevará a cabo la tercera edición del Mobile Social Congress (MSC), organizada por Setem Catalunya, que abordará el 27 y 28 de febrero el impacto social y ambiental de la producción y el consumo de tecnologías de la información y la comunicación.

Según informó  Setem Catalunya en un comunicado, esta edición reflexionará en el Pati Manning de la ciudad catalana sobre la soberanía tecnológica desde una perspectiva feminista a través de debates sobre cómo transformar las herramientas tecnológicas y garantizar la seguridad en la red. El reciclaje y la reutilización de productos electrónicos también serán otros temas de debate, especialmente con la celebración de una Restart Party, en la que un equipo de reparadores intentará alargar la vida útil de aparatos electrónicos estropeados.

La jornada también abordará los impactos de la industria de dispositivos móviles en la minería, en el medio ambiente, y en las condiciones laborales de los trabajadores. Paralelamente, en el cine cooperativo barcelonés Zumzeig también se proyectará el 26 de febrero  el documental Complicit: el preu de la tecnologia, que narra la explotación laboral a la cual se ven sometidos miles de trabajadores en China para construir todo tipo de dispositivos electrónicos..

0 Comentarios
cargando