29 may 2020

Ir a contenido

pulso secesionista

La facturación hotelera en Barcelona bajó el 14% en octubre

La Confederación Española de Hoteles Cehat calcula que la ocupación cayó el 7,5%, pero tras un 2016 muy bueno

Turistas en Barcelona. 

Turistas en Barcelona.  / FERRAN NADEU (FERRAN NADEU)

El presidente de la Confederación Española de Hoteles y Alojamientos Turísticos (Cehat), Juan Molas, cifró este martes la caída de la ocupación en la ciudad de Barcelona en un 7,5% y de la facturación entre un 13% y un 14% durante el mes de octubre. Durante la presentación del Observatorio de la Industria Hotelera Española de Cehat y PwC para la temporada de invierno 2017-2018, Molas remarcó que la caída debe ser contextualizada ya que se compara con años de récords: "Veníamos de un año 2016 muy arriba", ha dicho, ya que durante la segunda quincena de 2016 "hubo muchos congresos en Barcelona".

En opinión de Molas en el resto de Catalunya la caída no ha tenido apenas incidencia, ya que "aún no había comenzado la temporada de esquí y ya había finalizado la temporada de sol y playa".

Crisis política en Catalunya

Molas apuntó que la bajada de la facturación se produce, en particular, por la caída en las reservas de hoteles de las más altas categorías, porque "son los más utilizados por los turistas norteamericanos y asiáticos, y ahí es donde más se ha notado la disminución de clientela". En las últimas semanas, el sector turístico ha mostrado su temor a las consecuencias de la crisis política en Catalunya, y en muchas ámbitos se han transmitido que los efectos se estaban dejando ya notar en la caída de reservas e incluso la rescisión de contratos. En opinión de Molas, Barcelona "tiene capacidad de aguante", aunque ha reconocido que en noviembre habrá bajada de reservas por la menor demanda, y "hasta navidades o final de año no habrá recuperación".

Recuperación

El responsable de Cehat estimó que si los acontecimientos políticos se van desarrollando como en los últimos días, "pasarán los meses y lo veremos como un punto y aparte para la Historia", y auguró que tendremos un 2018 "bastante bueno". Por otro lado, Molas pide que no se hable solo de la incidencia de la crisis catalana en Barcelona, porque la suma de las plazas de la Costa Brava, Costa Dorada, Pirineos y Maresme "supera a las de Barcelona".