Ir a contenido

LA EMPRESA DEL CONFLICTO

¿Qué es Eulen?

La empresa cuyos trabajadores provocan el caos en el aeropuerto de Barcelona es un imperio que sobrevivió a un cisma familiar

Agustí Sala

 

 

Estos días muchos se preguntan: ¿Qué es Eulen? Especialmente quienes sufren las demoras por las colas en los filtros de seguridad del aeropuerto de Barcelona. Y el resto.

Los 360 empleados de esta compañía son los que están en huelga y provocan largas colas en las instalaciones aeroportuarias. Pero esta no es más que una de las divisiones de este imperio familiar que creó el leonés David Álvarez Díez en 1962. El origen es Central de Limpieza El Sol, con sede en Bilbao. Este grupo, muy diversificado, tiene en la actualidad más de 86.000 empleados y más de 7.000 clientes en 14 países.

La de seguridad privada es una de las actividades de este conglomerado que sobrevivió a una guerra entre el fundador, fallecido en el 2015 a los 88 años, y cinco de sus siete hijos. Sus negocios abarcan desde la limpieza a los servicios sociosanitarios. En esencia, es un gigante de los servicios externalizados con ventas superiores a los 1.500 millones de euros anuales.

Vega Sicilia

Además de Eulen, que depende también de una sociedad hólding, fundó el grupo El Enebro, sociedad patrimonial perteneciente a la familia, que cuenta entre sus activos con las Bodegas Vega Sicilia, que compró en 1982 y que son unos de los vinos de gama más alta. Fue en esta sociedad donde vivió sus mayores quebraderos de cabeza, al ser el epicentro de una batalla familiar.

Al casarse Álvarez en terceras nupcias con más de 80 años con su secretaria casi 40 años menor, después de enviudar de su primera esposa y de la segunda, también secretaria, surgieron los problemas. Descontento con la gestión desarrollada por sus vástagos apartó a cinco de los siete de la misma.

Hija presidenta

Los cinco hijos díscolos emprendieron una batalla por controlar El Enebro. El conflicto se enrocó en los tribunales, donde permaneció durante los últimos seis años de vida del empresario. El reparto establecido de la herencia dejó a la actual presidenta del Grupo Eulen, María José Álvarez, el 59,1% del capital y el 40,9% (en el que esta también participa), para la sociedad El Enebro, que controlan los cinco hermamos díscolos.

La compañía fue a su vez objeto de investigación por un de 2,3 millones de euros firmado en el 2012 con el ayuntamiento de A Coruña cuando era alcalde de esa ciudad Carlos Negreira, uno de los dirigentes del PP regional más próximos al presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo. Se da la circunstancia de que Micaela Núñez Feijóo, hermana del presidente autonómico, era apoderada de la empresa en Galicia cuando se selló el contrato.

En Catalunya, con Boi Ruiz como 'conseller' de Salut, se tuvo que repetir el concurso de privatización del ambulatorio y siete consultorios de L'Escala (Alt Empordà), después de que estallara la polémica por la concesión del contrato a Eulen, a la que se consideraba con escasa experiencia en ese ramo.