Ir a contenido

ACTIVIDAD PORTUARIA

Récord del puerto de Barcelona

El tráfico de mercancías subió el 18% en el primer semestre a pesar de la huelga de estibadores

La naviera MSC abre cinco conexiones nuevas de contenedores

Antoni Fuentes

Imagen de puerto de Barcelona.

Imagen de puerto de Barcelona. / JOAN CORTADELLAS

El puerto de Barcelona sigue el camino de la recuperación y ha dejado atrás definitivamente la larga crisis. La última muestra de esa tendencia es el récord en el tráfico de mercancías alcanzado en el primer semestre de este año, un hito que se ha logrado incluso durante el conflicto laboral de los estibadores.

Los 28,6 millones de toneladas de mercancías que entraron o salieron a través de los muelles de Barcelona suponen un incremento del 18% y el  nivel más alto registrado en la historia del puerto. El presidente de Port de Barcelona, Sixte Cambra, ha atribuido esta mejora a la buena evolución del tráfico de contenedores, que creció un 27%, de los líquidos a granel (+11%) y la carga transportada en camiones que embarcan rumbo a Italia (+7,2%). 

EFECTO MODERADO DE LAS HUELGAS

El récord histórico en la actividad del puerto de Barcelona se ha producido coincidiendo con el conflicto laboral y las huelgas de los estibadores motivada por la liberalización del sector ordenada por la Comisión Europea. Cambra ha cuantificado el efecto del conflicto en unos tres puntos en el crecimiento de la actividad, con 17 escalas desviadas y siete que se perdieron durante el periodo como consecuencia del conflicto laboral. Una de las actividades más afectadas fue la de la exportación de vehículos, con un descenso del 12% debido a que los fabricantes buscaron planes logísticos alternativos, según ha explicado José Alberto, director del puerto. ese efecto se unió a un descenso en la producción por el cambio de modelos en algunas fábricas y por un bajón en algunos mercados. 

La cifra de buques que atracaron en el puerto barcelonés se mantuvo estable durante el primer semestre, con un total de 1.128 escalas. Eso quiere decir que el récord de mercancías se ha conseguido gracias a la llegada de barcos más grandes que transportan hasta 3.000 contenedores en algunos casos.

NUEVAS LÍNEAS DE CONTENEDORES

El tráfico de pasajeros aumentó un 5,3% y llegó a 1,57 millones de personas, una cifra que incluye una subida del 1,9% de los cruceristas. El puerto mantiene su estrategia de atraer más cruceros con base en Barcelona frente a los que hacen solo una escala, aunque ha advertido de que el coste de poner en marcha una terminal nueva es de unos 25 millones de euros.

La mejora de la actividad se transformó en un incremento del beneficio de Port de Barcelona del 15%, hasta llegar a 22,1 millones. Cambra ha avanzado que la actividad del puerto acabará el 2017 con una evolución positiva de dos dígitos en línea con el primer semestre gracias a la mejora de la competitividad y a nuevos servicios, entre los que citó las cinco conexiones que pondrá en marcha la naviera MSC con Asia y América. 

0 Comentarios
cargando