Ir a contenido

Bruselas saca a Portugal del procedimiento de déficit excesivo

El comisario de asuntos económicos, Pierre Moscovici, destaca que la decisión ha sido unánime

SILVIA MARTINEZ / BRUSELAS

El comisario europeo de Asuntos Económicos de la Unión Europea (UE), Pierre Moscovici.

El comisario europeo de Asuntos Económicos de la Unión Europea (UE), Pierre Moscovici. / OLIVIER HOSLET (EFE)

El nuevo paquete económico adoptado por la Comisión Europea incluye la decisión de sacar a Portugal, tras ocho años, del procedimiento de déficit excesivo –el mismo destino sigue Croacia- lo que significa que si el Ecofin avala la decisión solo quedarán cuatro países –Reino UnidoGreciaFrancia y España- bajo el brazo correctivo del Pacto de Estabilidad y Crecimiento.

Además, Bélgica Finlandia reciben aire ya que no serán objeto de ningún procedimiento aunque en el caso belga, la decisión está condicionada a la adopción de ajustes fiscales durante este 2017. Bruselas también se da por satisfecha con las medidas adicionales adoptadas por Italia y no pedirá por ahora más ajustes para cumplir con el objetivo de deuda, mientras que acepta dar la flexibilidad solicitada por Lituania y Finlandia.

El único país en recibir una advertencia ha sido Rumanía por la "significativa desviación" en la senda de ajuste. La Comisión pide al Ecofin "medidas apropiadas" para que correjan el desajuste en el 2017.

"Las tendencias económicas son en general positivas y deberíamos aprovechar esta ventana de oportunidad para hacer de las economías europeas más competitivas, resistentes e innovadoras", ha valorado el vicepresidente responsable del euro, Valdis Dombrovskis, que considera "indispensable" seguir dando prioridad a las reformas estructurales, las inversiones y políticas fiscales responsables para lograr una recuperación sostenible en la UE.

Según la Comisión Europea, la economía europea ha mostrado este último año resistencia. El nivel de crecimiento tanto en la UE como la Eurozona fue de entorno al 2% en el 2016, las finanzas públicas han mejorado, la tasa de empleo ha alcanzado un nivel de récord con 233 millones de personas trabajando, el paro está a su nivel más bajo desde el año 2009 y las inversiones alcanzan ya niveles precrisis.