Ir a contenido

MOVILIDAD

Motín para reclamar el impulso del coche eléctrico

La Generalitat se une a fabricantes y firmas energéticas para exigir 20 millones al año hasta el 2020 para subvencionar los vehículos sin emisiones

Antoni Fuentes

Una cincuentena de empresasentidades administraciones se han plantado en una insólita rebelión ante el lento desarrollo del mercado de vehículos eléctricos. Los participantes en este motín han reclamado al Gobierno central que ponga en marcha reformas profundas en el marco regulador para impulsar las ventas de vehículos sin emisiones de gases. Entre las medidas que reclaman se encuentra la de un plan de ayudas con 20 millones al año de forma estable, sin parones, hasta el 2020. 

Bajo la coordinación del 'conseller' de Empresa i Coneixement, Jordi Baiget, el nuevo 'lobby' eléctrico catalán ha presentado este martes una proposición de ley de medidas de fomento para la electrificación del transporte por carretera que harán llegar a todos los portavoces políticos del Congreso de los Diputados y a la Comisión de Industria y Energía para que sea debatida y aprobada "lo antes posible", ha asegurado la directora del Institut Català d'Energia (Icaen), Assumpta Farran, durante la presentación de la propuesta.

Farran ha explicado que el objetivo de la iniciativa es acelerar la venta de vehículos eléctricos y que se creen nuevos puntos de recarga para éstos, y ha pedido el apoyo del sector privado en este proceso para rebajar el coste de implantación de estas infraestructuras. Entre los firmantes de la propuesta se encuentran las empresas BMW, Nissan, Renault y Volkswagen-Audi, algunas de las marcas con coches eléctricos en el mercado. También forman parte del grupo empresas energéticas (Endesa, Circutor, Electric Parking Solutions, Factor Energia, Holaluz y Simon).  

RESERVA DE PLAZAS

Entre las medidas planteadas se encuentran la demanda de un plan de ayudas a los compradores de coches eléctricos ininterrumpido hasta el 2020 para evitar la situación actual de caída de las ventas a la espera de que se ponga en marcha otro programa Movea a partir de enero. Para evitar esos parones, proponen una dotación de 20 millones anuales. La alianza catalana recuerda que durante el 2016 solo se han destinado 4,6 millones a subvencionar las compras de turismos eléctricos, "muy por debajo de las cifras de otros países europeos".

Además, piden una reserva de un 15% de las plazas de aparcamientos públicos con posibilidad para recargar baterías en el 2019, un 5% de la zona azul con enchufes habilitados para municipios de más de 200.000 habitantes con reserva de uso durante la noche. Además, se plantea eliminar la restricción actual para que los municipios puedan bonificar hasta el 100% del impuesto de circulación y flexibilizar las recargas en comunidades de vecinos y centros comerciales.   

0 Comentarios
cargando