La hacienda catalana atrapa a 3.000 contribuyentes que eludían el impuesto de patrimonio

La ATC aflora en colaboración con la agencia estatal 35 millones de euros de personas que deberían tributar y de otras que declararon menos

Dependencias de la Agencia Tributaria en la plaza de Letamendi de Barcelona.

Dependencias de la Agencia Tributaria en la plaza de Letamendi de Barcelona. / JOAN CORTADELLAS

1
Se lee en minutos
Agustí Sala
Agustí Sala

Redactor jefe de Economía

Especialista en Además de El Periódico, trabajé de 1989 a 1990 en La Economía 16, como responsable de Economía en el Diari de Barcelona, de 1989 a 1990; en la sección de Economía de TVE Catalunya de 1987 a 1989, en Antena 3 de Radio, de 1985 a 1987 y en el Diari Menorca, de 1983 a 1985 y Radio 80-Menorca. Además la licenciatura en Ciencias de la Información por la Universitat Autònoma de Barcelona (1992-1986), tengo un posgrado en dirección general (PDG) 2011-2012y un curso de Márketing Digital y Redes Sociales por la EAE Business School

Escribe desde Barcelona

ver +

La Agència Tributària de Catalunya (ATC) ha aflorado unos 35 millones de euros de contribuyentes que deberían presentar la declaración del impuesto de patrimonio y no lo hicieron y de otros que declararon menos de lo que debían. La directora de este organismo, Teresa Ribas, que ha presentado la campaña de la renta junto con el delegado especial de la Agencia Tributaria estatal en Catalunya, Gonzalo David García de Castro; ha explicado que se han realizado unos 3.000 requerimientos que afectan al ejercicio del 2015.

Gracias al cruce de datos del IRPF o del modelo de impreso 720 en el que los contribuyentes informan de sus activos y propiedades en otros países, se han obtenido estos resultados, en los que ha colaborado la Agencia estatal, ha explicado Ribas La directora de la ATC ha admitido que la posibles deslocalización fiscal hacia otras autonomías deslocalización fiscaautonomías sin carga por este impuesto o con un gravamen menor, como el caso de Madrid, forman parte de esta estrategia de comprobación y control.

De todas formas ha reconocido que, en muchos de los casos, "hay muchas posibilidades de que el cambio de domicilio fiscal se adecúe a la normativa". Ribas ha explicado que de los alrededor de 35 millones aflorados, en torno a la mitad corresponden a comprobaciones de declaraciones ya presentadas, mientras que el resto responden a  inspecciones que "parten de diligencias de colaboración con la agencia estatal" y que se gestionan conjuntamente. La ATC hace la liquidación definitiva.

MENOS DECLARACIONES, MÁS IMPORTE

Noticias relacionadas

La hacienda catalana espera recibir esta campaña un total de 72.000 declaraciones por el impuesto del patrimonio e ingresar unos 472 millones. Para la presentación de estas declaraciones, la ATC ha dispuesto un total de 7 puntos de atención con cita previa, que debe solicitarse a través de la web etributs.gencat.cat. El año pasado, la previsión era de 75.000 declaraciones, pero por un importe menor, 441,2 millones de euros.

Por otra parte, para la campaña presencial de la declaración de la renta 2015, que ha empezado este martes, funcionan tres plataformas conjuntas de las agencias estatal y catalana, 47 oficinas liquidadoras y cuatro delegaciones que aporta la ATC y una plataforma de apoyo telefónico. La agencia estatal, por su parte, suma un total de 30 sedes físicas en toda Catalunya (tres compartidas con la ATC) con 422 puestos de atención y capacidad de atender un mínimo de 382.200 citas.