INESTABILIDAD FINANCIERA

Los mercados, árbitros del contagio de la crisis griega

Los expertos consideran que los inversores acabarán decidiendo hasta qué punto se traslada la situación al resto de países europeo

2
Se lee en minutos
MAX JIMÉNEZ BOTÍAS / BARCELONA

Descartan los expertos que la delicada situación por la que atraviesa Grecia vaya a ser inocua para el resto de la zona euro. Pero asimismo la posibilidad de que la tormeta que azota el país helenos y, de paso, a las instituciones europeas, pueda acabar en un devastador tsunami sobre el continente es poco asumible en estos momentos en los mercados. Eso no evita, sin embargo, que la incertidumbre acabe trasladándose a los inversores, como ha acurrido hoy, con una fuerte caída de los principales índices bursátiles.

"Una gran parte de la posición de fortaleza que mantiene la troika se fundamenta, no ya en el escaso peso del PIB de Grecia dentro de la zona euro, un 1,8%, sino sobre todo en el hecho de la ausencia de contagio, de la incapacidad de arrastre que la situación griega tienen en la actualidad sobre el resto de la zona", ha comentado Jaume Puig, director general de GVC Gaesco Gestión.

Sin duda, la capacidad de arrastre de la 'tragedia griega' se percibe más en los mercados tanto de renta variable como fija y divisas. "Será la reacción que los mercados tengan a lo largo de esta semana la que marcará la debilidad o fortaleza de la posición griega. Los mercados pueden ser los árbitors de esta situación", agrega Puig. con todo, su percepción es que "esperamos que en los mercados únicamente se registre un aumento de la volatilidad, pero ningún cambio sustancial".

"Desde luego no se puede decir que no hay ningún contagio, como ha comentado hoy el ministro español de Economía, Luis de Guindos, cuando la reacción de los mercados es la que se ha producido", ha comentado José Carlos Díez, profesor de Teoría Económica. Lo cierto es que el efecto sobre la primea de riesgo es evidente, lo que puede provocar un mayor endeudamiento de los países que se vean afectados, así como sobre el sistema bancario, que son las entidades que compran la deuda, agrega.

Un acuerdo, más barato

Noticias relacionadas

Explicada la situación desde la perspectiva de los analistas, "Es más barato un mal acuerdo con Grecia que una buena salida del euro del país, en caso de que eso exista", comentan los expertos de Bankinter. Y estimana en 400.000 millones de euros el riesgo de Europa con Grecia, de los que 90.000 millones son la línea de liquidez de emergencia (ELA) y 99.000 millones de euros del Target 2. alemania es la principal prestamista del país.

En el caso de que el referendum acabe resolviéndose con un sí, la opinión de los expertos es que el país se salvará unos meses y después cerrará un acuerdo "probablemente definitivo" respetando el nominal de la deuda, plazos de amortización muy largos (entre 50 y 100 años) y primer vencimiento muy lejado (entre 10 y 20 años). Aunque esa situación "generará un complicada crisis política en Grecia", comenta José Carlos Díez.

Temas

Grecia