El peso de la 'banca en la sombra' en la zona euro iguala al de EEUU

La financiación no bancaria en Europa se limita a las grandes empresas

Se lee en minutos
ROSA MARÍA SÁNCHEZ / MADRID

El peso de la inversión en la zona euro financiada por vías alternativas a la banca (lo que se conoce como shadow banking, banca en la sombra) ha crecido hasta alcanzar el 34% del total, un nivel similar al existente en EEUU (33%). Si se añade el dato correspondiente al Reino Unido, el porcentaje asciende al 46% (casi la mitad del total), según los datos aportados este miércoles por Josina Kamerling,

Directora de Regulacion de CFA Institute en un encuentro con periodistas.

El elevado peso del shadow banking en Europa sorprende, sobre todo porque existe la idea de que la elevada dependencia del sector bancario en Europa en general (y en España, en particular) ha sido una de las razones que ha explicado la recuperación retardada de la inversión en la zona euro en comparación con Estados Unidos.

En España, el dinero procedente de fondos de inversión y de pensiones, hedge funds o fondos buitres está jugando un papel determinante en las grandes operaciones corporativas, en el saneamiento del sector financiero, y en el impulso que está recobrando el sector inmobiliario.

GRANDES EMPRESAS O PYMES 

Kamerling interpreta que la diferencia fundamental entre EEUU y Europa es que en la zona euro la financiación no bancaria se concentra de forma casi exclusiva en las grandes empresas, mientras que en Estados Unidos es una vía de recursos accesible también para las pequeñas y medianas empresas. Según la experta de CFA este es el reto de que tiene por delante el sector en la zona euro y que, en su opinión, debe abordarse "sin caer en un exceso de regulación", sino a través de la "transparencia" y la supervisión y de la "educación financiera" de los inversores.

CAMBIAR EL LENGUAJE

Noticias relacionadas

"Habría que desterrar el término 'banca en la sombra' y sustituirlo por el de 'financiación del mercado' o 'financiación no bancaria" opina Josina Kamerling, ya que, el shadow banking es un término "que introduce una valoración negativa", que induce a pensar en "nebulosas", cuando, en su opinión, "no es así".   

El concepto de shadow banking incluye vías de financiación que van desde los fondos de inversión, a los hedge funds, pasando por los fondos de pensiones, la titulización de paquetes de créditos o el más reciente crowdfunding (microfinanciación a través de particulares mediante plataformas online). Son insitituciones financieras que escapan a la regulación más estricta a las que están sometidas las entidades bancarias por parte de los respectivos bancos centrales y, por eso, se conocen bajo el concepto banca en la sombra. Su regulación y control cae bajo el paraguas de las comisiones de valores (en España, la CNMV).