Chipre rechaza las condiciones del rescate

El Parlamento tumba el proyecto de imponer la tasa a los clientes bancarios pactada con el Eurogrupo y el FMI

El presidente chipriota Nicos Anastasiades abandona el Palacio Presidencial tras el Consejo de Ministros en Nicosia de ayer sin atender a la prensa.

El presidente chipriota Nicos Anastasiades abandona el Palacio Presidencial tras el Consejo de Ministros en Nicosia de ayer sin atender a la prensa. / FILIP SINGER (EFE)

1
Se lee en minutos
ELISEO OLIVERAS / Bruselas

Chipre ha rechazado las exigencias del plan de rescate pactado con la eurozona y el Fondo Monetario Internacional (FMI) para evitar la quiebra de la banca y del país y el Gobierno ha emprendido nuevo negociaciones con Rusia en busca de fondos alternativos, que eviten imponer una tasa a los depósitos de los clientes bancarios para recaudar 5.800 millones necesarios para completar el plan de salvamento.

Mientras tanto, los bancos de la isla permanecen cerrados y no se sabe cuando se podrá reanudar la actividad financiera normal.

Condiciones del rescate

Después de dos días de sucesivos aplazamientos el Parlamento chipriota ha debatido finalmente la propuesta de imponer una tasa a los clientes bancarios, incluida en el plan de rescate pactado el sábado con sus socios europeos.

Pero el proyecto no ha contado ni siquiera con el respaldo del partido gubernamental, Concentración Democrática (Disy), que se ha abstenido, mientras que el resto de partidos ha votado en contra porque la medida "es injusta". El recuento final ha sido 36 votos en contra y 19 abstenciones.

Inferiores a 20.000 euros

Noticias relacionadas

El Gobierno, desoyendo las recomendaciones del Eurogrupo de la víspera, solo propuso eximir de la tasa a los clientes con depósitos inferiores a 20.000 euros. Pero mantuvo la tasa del 6,75% para los depósitos entre 20.000 y 100.000 euros y se negó a subir más allá del 9,9% la tasa a los grandes clientes con depósitos superiores.

El presidente de Chipre, Nikos Anastasiadis, ha convocado para este miércoles una reunión con los líderes de los partidos políticos para "examinar las alternativas a la situación creada", mientras el ministro de Finanzas, Michael Sarris, se encuentra en Moscú negociando con el Gobierno ruso.