13 jul 2020

Ir a contenido

Tres de cada 4 trabajadores con pensión privada desconocen el importe de su futura prestación pública

Un estudio de VidaCaixa revela que la mayoría opina que su jubilación será insuficiente

A. S. / Barcelona

Tres de cada cinco trabajadores con planes de pensiones en su empresa, el 61%, desconoce el importe de su jubilación pública. Además de estos, el 57% está convencido de que la prestación no será suficiente para vivir, según el barómetro de planes de pensiones de empleo 2012 de VidaCaixa Grupo. El estudio se ha realizado mediante encuestas a partícipes de planes de empresa (60% hombres) y a las comisiones de control de las empresas para sus trabajadores, así como a consultoras especializadas.

El análisis, que se debatirá en detalle mañana durante el Quinto Foro de Comisiones de Control en Barcelona, refleja que el nivel de desconocimiento del importe de la pensión pública se acentúa entre los menores de 51 años, que alcanza el 65% de los encuestados. En uno de los últimos acuerdos en el marco del Pacto de Toledo se ha incluido la obligación de informar a partir del 1 de enero de 2013 de cuál será la pensión pública --también tendrán que informar los sistemas privados--.

Entre los que disponen de planes de pensiones y creen que su jubilación no será suficiente para vivir, el 77% ha considerado que las aportaciones que hace su empresa tampoco serán suficientes para complementarla. El barómetro destaca que el 93% de los encuestados que tienen planes de pensiones de empleo cuentan con una previsión particular, entre las que destacan la aportaciones periódicas en ahorros o inversiones (64%); en inmuebles (31%); productos contratados aunque sin realizar una aportación periódica (24%), u otros instrumentos no detallados (12%).

Actualmente, España cuenta con 10,7 millones de personas con planes de previsión social complementarios de futuro, entre los que se puede incluir seguros de vida y planes de pensiones individuales y de empresa, una cifra que no ha aumentado significativamente respecto al dato de 2007, que se situaba en 10,3 millones.