nueva rebaja

Moody's vuelve a descalificar a Italia por la inestabilidad política

El anuncio se produce a las pocas horas de que Berlusconi anuncie su vuelta al escenario

El primer ministro italiano, Mario Monti, llega a la Allen Conference de Sun Valley.

El primer ministro italiano, Mario Monti, llega a la Allen Conference de Sun Valley. / REUTERS

1
Se lee en minutos
ROSSEND DOMÈNECH / Roma

Las noticias sobre la vuelta deSilvio Berlusconi a la política y la necesidad de otros seis mil millones de euros adicionales para no tener que subir el IVA --una medida difundida por Economía-- han llevado a la agenciaMoody'sa bajar dos puntos la calificación de Italia, que ha pasado deA3aBaa2. Es la segunda rebaja en menos de cinco meses, mientras el país está aún digiriendo el último plan de recortes por 25.000 millones de euros, aprobado la pasada semana.

Según los comentaristas económicos, se trata de “una ducha de agua fría”, después de que la subasta de deuda a un año, realizada el jueves, terminase positivamente. Durante este viernes, elTesoroitaliano ha de colocar títulos a medio plazo y la descalificación de la agencia influirá seguramente en un aumento de laprima de riesgo.

Moody's explica en un comunicado que no puede excluir que haya una nueva rebaja de la calificación a “causa del clima politico, especialmente con la aproximación de las elecciones de primavera, que constituyen un aumento del riesgo”. Moody's reconoce que el paquete demedidasaprobado por el Gobierno tecnocrático deMario Monti es “un programa de reformas, que cuenta con muchas posibilidades de mejorar elcrecimientoy las perspectivas presupuestarias”.

Deuda pública

Noticias relacionadas

Aun así, subraya que “ladeuda pública italiana [120% sobre el PIB] podría sufrir otra descalificación si se deterioran las perspectivas económicas del país o en caso de que resulte difícil poner en práctica las reformas aprobadas”. La agencia teme que Italia sufra un contagio, a partir de la situacióngriegay, sobre todo, de la deEspaña, pero también por el “freno” que están ejerciendo los partidos frente a las reformas aprobadas por el Gobierno.

La noticia ha coincidido con la llegada de Monti a EEUU, donde participara en la conocida comoAllen Conference de Sun Valley, en la que se reúne la élite financiera y de los medios económicos. En el encuentro, Monti debería hablar, a puerta cerrada, para convencer a los norteamericanos sobre la bondad de invertir en Italia.