PRODUCTO FINANCIERO POLÉMICO

La CNMV admite que hubo una mala venta generalizada de las preferentes

El supervisor aumenta a siete entidades y el 50% del saldo vivo las investigaciones por estos productos

2
Se lee en minutos
P. ALLENDESALAZAR / Santander

El presidente de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), Julio Segura, ha reconocido que se produjeron gran cantidad de prácticas incorrectas en la venta de participacionespreferentespor parte de labancaa sus pequeños clientes. “Es normal que haya un mal sabor de boca generalizado porque hay mucha evidencia de que ha habido un práctica importante de mala comercialización”, ha admitido.

El responsable del supervisor de mercados ha revelado que la institución ha abierto un nuevo expediente a una entidad financiera por indicios de que engañó a sus clientes. En total, ya son siete investigaciones abiertas (cuatro en marcha y tres en proyecto), que afectan al 50% de los 8.500 millones de saldo vivo de preferentes.

En mayo del 2011, había 22.500 millones de estos productos en circulación, pero la cifra ha caído porque las entidades sanas han propuesto a los inversores su conversión en productos de menos riesgo, en la mayoría de los casos respetando todo o gran parte del valor original. 

El problema se concentra en las entidades participadas por el FROB, como ha recordado Segura, que son las emisoras de los 8.500 millones restantes. “Son las de solución más compleja. No pueden ofrecer cualquier condición, porque las debe aprobar Bruselas. Están negociando con la Comisión Europea las condiciones de estos canjes”, ha revelado. 

Engaño

Pese a reconocer elengaño a los pequeños inversores, el presidente de la CNMV ha negado toda responsabilidad del organismo. “Si se cumplen las condiciones, no se pueden prohibir porque no lo permite ni la legislación europea ni la española, por muchas opiniones que se tengan sobre el producto”, ha asegurado. 

El supervisor, ha argumentado, ha encontrado “problemas” en el proceso de venta de esos productos y por eso ha abierto expedientes a siete entidades, “más de una tercera parte” de las 18 que las comercializaron. “No parece que la CNMV haya sido dejada en la supervisión”, ha defendido. El resultado de las investigaciones no se conocerá hasta dentro de “año y pico”, porque son materia “confidencial”. 

Segura también ha revelado que la institución ha remitido 15 propuestas al actual Gobierno y al anterior para cambiar la legislación sobre la venta de preferentes y otros productos híbridos complejos a pequeños inversores. La CNMV, ha añadido, no tiene capacidad reguladora, con lo que no podía prohibir o restringir su comercialización.

Noticias relacionadas

El presidente del supervisor también ha asegurado que “de momento” no tiene previsto prohibir las apuestas bajistas (cortos) en bolsa, como hizo el año pasado con los valores bancarios. De hecho, ha juzgado esta práctica como “indeseable”, ya que, ha mantenido, sus aspectos positivos de disipan en dos semanas, mientras que provoca efectos negativos duraderos, como la menor liquidez de las acciones.

Resulta naif, ha añadido, pensar que con la prohibición se acaba la especulación, ya que el ataque a los valores se puede hacer mediante otros instrumentos, como las opciones y los futuros. Con todo, dejó la puerta abierta a volver a vetarlas si, como el año pasado, la volatilidad se dispara.