La crisis del euro

El 'broker' incendiario

La «sincera» opinión de un operador de bolsa en la BBC provoca una gran reacción

El ’broker’ dice que los mercados se encuentran dominados por el miedo y augura el fin del euro. / YOUTUBE

2
Se lee en minutos
JOSEP-MARIA URETA
BARCELONA

La línea que separa la corrección política de la verdad polémica, la que divide lo creíble de lo verosímil, quedó algo borrosa ayer tras una rutinaria entrevista de la BBC con un operador de bolsa (broker) en el mercado de Londres. Alessio Rastani, vestido como todos los que se dedican a mover el ahorro ajeno en la City, daba indicios de que no le van los tópicos desde la primera pregunta. ¿Preocupado por el futuro del euro? No, porque ya sabe que «el mercado va a caer, porque lo controla el miedo, pero el dinero inteligente no se lo cree y se va a activos más seguros». Lo inteligente es no ser previsible: no se trata de salvar al euro sino aprovechar para hacer negocio a costa del miedo.

Aquí Rastani pasa a hablar en primera persona, cosa infrecuente en estas entrevistas, dando a entender que actúa como la mayoría: «Yo soy un operador financiero, si veo una oportunidad de hacer dinero voy a por ella. Nuestro trabajo es hacer dinero, no arreglar la economía», y confirma que cuanto peor, mejor: «Yo personalmente he estado soñando con este momento en los últimos tres años».

La inspiración le pilla en pijama: «Me voy a la cama cada noche soñando con otra recesión, con otro momento como este». Los planos que incluyen a los dos presentadores son elocuentes: la entrevista es real y la pareja de periodistas no oculta su sorpresa por la frescura de tales opiniones.

Oportunidad deseada

Hay que seguir indagando en lo que hay de verdad tras el comportamiento de un broker. Que se derrumben las bolsas es la oportunidad deseada entre sábanas: «Cuando el mercado se desploma, si sabes lo que tienes que hacer, puedes ganar un montón de dinero». La periodista reacciona pensando en los efectos de opiniones tan sinceras. «Le agradecemos su franqueza, pero esto no nos ayuda ni a nosotros -se refiere a Gran Bretaña, fuera del euro- ni a la eurozona». Es la hora de un gesto hacia los espectadores, de calmar a los mercados. No es ese el objetivo de Rastani, cuyo aplomo y ajustada fraseología refuerza sus explicaciones: «Esta crisis es como un cáncer, que no se va a detener. Le diría a todo el mundo: prepárense». ¿Un inversor partidario de echar gasolina al fuego? Pues sí, y sin complejos.

Este es su consejo: «Lo que deberían hacer es proteger sus inversiones, porque mi predicción es que en menos de 12 meses, los ahorros de millones de personas van a desaparecer, y eso sería solo el principio». Extendida la congoja general, el último aviso: «El mayor riesgo ahora mismo es no actuar».

Noticias relacionadas

El video corrió como el reguero de pólvora. También las reacciones de quienes saben desconfiar de una sinceridad tan bien escenificada: puede tratarse de un actor de un grupo teatral (The Yes Men) que ya ha hecho actuaciones de este tipo con fines de denuncia.

Se confirme o no, ayer se impuso la verosimilitud. La vicepresidenta Elena Salgado llamó a Rastani «inmoral», pero por si acaso ratificó que los ahorradores no deben temer. Y Emilio Botín, presidente del banco Santander, también consideró «un disparate» lo que dice Rastani, pero por si acaso aludió al contenido y aseguró que «no habrá otra recesión». Ver para creer.