5.000 SEGÚN LA GUARDIA URBANA, 20.000 SEGÚN LOS ORGANIZADORES

Miles de personas protestan en Barcelona contra la reforma de la Constitución

Sindicatos, entidades sociales y partidos de izquierda reclaman un referendo

Sindicatos, entidades sociales y partidos de izquierda reclaman un referendo / RICARD FADRIQUE

Se lee en minutos

SONIA GUTIÉRREZ / Barcelona

Miles de personas --5.000 según la Guardia Urbana y 20.000 según los organizadores-- han recorrido el centro deBarcelonaenprotesta contra lareforma de la Constitución para fijar el tope al déficit público y en reivindicación de unreferendo, convocados por los sindicatosUGT yCCOOy otras entidades sociales.

Al frente de la cabecera oficial se encontraban los secretarios generales de UGT-Catalunya, Josep Maria Àlvarez, y de CCOO-Catalunya, Joan Carles Gallego, además de representantes de otras 60 entidades. También han participado en la marcha políticos de ERC e ICV. Joan Ridao, de Esquerra, ha criticado el procedimiento empleado para la reforma constitucional y ha reclamado el retorno a políticas de izquierdas, con la implantación de impuestos progresivos para los más ricos. El líder de ICV, Joan Herrera, ha advertido de que sin el referendo se puede producir una "fractura democrática" y ha calificado la reforma de "temeridad política, democrática y económica".

Recortes sociales

Según Àlvarez, la reforma constitucional supone "dar cobertura a los recortes sociales", y negar a los ciudadanos su derecho a opinar sobre el cambio. El líder de UGT-Catalunya se ha pronunciado también en defensa de la inmersión lingüística en la escuela catalana.

Gallego, por su parte, ha calificado el cambio en la Carta Magna de "aberrante" y ha insistido en que la propuesta "nos alejará aún más de la salida de la crisis".

Los manifestantes han recorrido la Via Laietana hasta llegar al Pla de Palau, donde el catedrático de la Universitat Pompeu Fabra (UPF) Vicenç Navarro ha leído un manifiesto en el que ha calificado el procedimiento de reforma de la Constitución de "inaceptable". 

La reclamación

En el texto, firmado por 50 entidades sociales, se reclama que no se apruebe la reforma de la Constitución tal y como está diseñada y que, en última instancia, se convoque un referendo para su ratificación. En declaraciones a los medios antes de iniciarse la manifestación, los secretarios generales de CCOO y UGT, Joan Carles Gallego y Josep Maria Àlvarez, han lamentado que limitar el déficit servirá para legitimar recortes sociales y han considerado que con un límite de gasto no se logrará crear empleo, lo que debería ser la principal preocupación del Gobierno.

"La reducción del déficit solo se puede conseguir mediante la promoción del crecimiento económico y la ocupación, una reforma fiscal equitativa y progresiva y un rigor permanente en el uso del gasto público", afirma el manifiesto. En el caso de Catalunya, los convocantes consideran que la reforma supone una nueva limitación al autogobierno, que se suma a la provocada por la sentencia del Tribunal Constitucional (TC) contra el Estatut.

Al inicio de la manifestación una quincena deindignados se han situado en la cabecera de la marcha con la pancarta "Deja el sindicato y únete a la lucha", ralentizando el comienzo de la protesta. Estas personas han gritado contra el Gobierno y contra los sindicatos el lema "no nos representan".

Noticias relacionadas