iNVERSIÓN INDUSTRIAL EN EUROPA

Turquía planta cara a Catalunya en la pugna por la nueva fábrica de Chery

El Govern enviará en los próximos días una delegación a China para «seguir negociando»

El socio turco y la prensa del país dan por hecho que han conseguido la inversión de 360 millones

3
Se lee en minutos
ANTONI FUENTES
BARCELONA

La pugna por la mayor inversión industrial de los últimos años en Europa se complica para Catalunya. La multinacional china del automóvil Chery ha decidido ya construir su nueva fábrica de coches para Europa en Turquía, según han anunciado la prensa turca y china y el socio inversor local.

El grupo turco Mermerler ha asegurado que la planta de Chery se ubicará en un área de dos millones de metros cuadrados en el distrito de Sakarya Karasu, al oeste de Estambul. El socio turco tendrá un 50% del capital de la nueva sociedad que impulsa el proyecto, que supondrá una inversión de unos 360 millones de euros y la creación de 3.000 empleos directos -de los cuales 890 serán técnicos, ingenieros y personal administrativo- y otros 10.000 en empresas proveedoras.

La producción inicial de la factoría será de 20.000 coches al año a partir de agosto del 2012, y se irá incrementando progresivamente hasta alcanzar 100.000 vehículos anuales de dos turismos y una furgoneta, según el proyecto divulgado por varios medios de comunicación de Turquía y China como la agencia de noticias de Anatolia y elDaily News.

VENTAS EN TURQUÍA / El grupo Mermerler cuenta a su favor con la ventaja de actuar desde hace años como importador de los modelos de Chery para el mercado turco como avanzadilla de su entrada en Europa.

A pesar de esas informaciones, el Govern aseguró ayer que las espadas siguen todavía en alto y que Catalunya está «bien situada» en la competencia con Turquía y otras candidaturas como Italia. «No tenemos ningún indicio -afirmó un portavoz del Govern- de que la negociación con Chery se haya torcido, sino al contrario, avanza a buen ritmo».

La Generalitat tiene previsto enviar a China en los próximos días, a petición de Chery, una delegación técnica con representantes de los departamentos de Presidència, Economia e Innovació para «seguir negociando» y empezar a discutir sobre las posibles ubicaciones de la factoría en Catalunya. En los contactos participan también el director de la consultora CEIBS y profesor de la escuela de negocios IESE, Pedro Nueno, y su delegado en China, Bruno Wu, que, según el Govern, se convertirán en socios en el desembarco de la marca en la comunidad.

OPCIÓN MÁS COMPETITIVA / «Todo sigue según lo previsto», indicó un portavoz del departamento de Innovació. ElpresidentJosé Montilla, anunció a final de agosto, tras reunirse con la cúpula de Chery en su sede central en Hefei, que el objetivo de los contactos en las próximas semanas sería «definir el proyecto» y demostrar ante el consejo de administración de la compañía que Catalunya es la opción más competitiva para ubicar la nueva factoría.

Hace unos días, elconsellerde Innovació, Josep Huguet, advirtió de que la decisión de Chery sobre la ubicación de la nueva factoría no se produciría antes de las elecciones del próximo 28 de noviembre. «Lo que se firmó -añadió- fue un acuerdo para trabajar en la viabilidad del proyecto, y eso no se hace en un día».

Noticias relacionadas

El Gobierno de la región china de Anhui dio una versión diferente de la visita de Montilla al asegurar en un comunicado publicado por la prensa china que «Catalunya invitó a Chery a construir una factoría y aprovechar las ventajas fiscales y en los terrenos».

El último paso en la expansión internacional de Chery ha sido el anuncio de una nueva planta en Brasil que se sumará a las siete que ya posee fuera de China. La multinacional firmó un acuerdo para construir una fábrica en la ciudad de Jacarei, a 80 kilómetros de Sao Paulo.