Ir a contenido

Sony se juega el futuro con la nueva consola Playstation 3

La división de electrónica confía en aumentar las ventas de teles de alta definición

Los analistas creen que la empresa no tiene asegurado el liderazgo de los videojuegos

CARMEN JANÉ / BARCELONA

La Playstation 3, la consola que Sony ha puesto a la venta en la medianoche de hoy en toda Europa, es mucho más que un simple producto para Sony Corporation. De la máquina de juegos y lector de alta definición Blu-Ray depende no solo la división de videojuegos, sino buena parte de los ingresos de la división de electrónica, porque uno de los objetivos de la consola es "ayudar a vender más teles", según el consejero delegado de Sony Computer Entertainment (SCE) en España, James Amstrong. La electrónica es la joya de la multinacional japonesa, que dio el año pasado el 64,3% de los ingresos, por el 12% que proporcionan los juegos y el 9,3% de las películas.

El presidente de Sony Corporation, Howard Stringer, ya aludió a ello enla pasada feria 3GSM en Barcelona. "Vamos hacia productos de convergencia, y en esta estrategia tienen un papel muy importante los móviles y la Playstation 3. Haremos películas que podrán verse en el lector de la consola y en los televisores Bravia de alta definición, música que podrá escucharse en los teléfonos Walkman y cámaras de fotos y vídeo para verlos en las teles", dijo.

TODO RELACIONADO

La nueva consola --la máquina de juegos más cara de la historia, con sus 599 euros-- está pensada para aprovechar todo ese potencial. El lector de Blu-ray le da gráficos de alta definición (hasta 1080p), pero que precisan televisores preparados para apreciarla. El disco duro y la conexión a internet sirven para jugar por internet y descargar contenido de una web, Playstation Network, que de momento tendrá demostraciones de juegos y trailers, pero que es una tienda donde comprar contenidos on line.

Una tienda a la que Sony aspira a suministrar contenidos de sus divisiones de música y películas. Aquellas que en los años 90, con Nobuyuki Idei como presidente, casi hunden la compañía. Y que fue salvada por una máquina surgida de la obstinación de uno de sus directivos, la Playstation de Ken Kutaragi.

Pero ahora la apuesta por la nueva generación de consolas no llega en el mejor momento. La portátil PSP vendió en Navidad menos que la supuestamente agonizante Playstation 2. En EEUU, la Wii de Nintendo, con menos tecnología pero con el gancho de mando innovador y la mitad de precio que la Playstation 3, ha desbancado en ventas a la consola de Sony. Un hecho al que Stringer quita hierro porque cree que la suya es "el Mercedes de los videojuegos".

Aquí el presidente de la principal distribuidora de juegos, Electronic Arts, ha señalado que le resulta curioso "que se sorprendan de la resistencia de los jugadores ante el precio". Larry Probst ha lanzado una sutil reprimenda a Sony advirtiéndole de que "el mercado de las consolas está más abierto que nunca". Y ha anunciado juegos para todas sus competidoras.

"Creemos que no va a haber un líder claro a corto plazo en Europa", dice Jaime García, analista de la consultora IDC, "y que la Xbox 360 de Microsoft va a vender lo mismo que Playstation 3, unos tres millones de máquinas". "En España la situación puede ser distinta porque hay más base instalada de Playstation", añade. Está en 5 millones de hogares, de los 9 millones de videojugadores.

Las primeras Playstation 3 comenzaron a venderse la pasada medianoche en centros comerciales y en las sucursales de Banesto, que abrieron para ofrecer la consola a mitad de precio a los clientes que domiciliaran la nómina y dos recibos. En algunas oficinas se formaron colas.

Temas: PlayStation