Ir a contenido

distrito, 4. Les Corts

Les Corts se sumerge en dos semanas de fiesta mayor

El ayuntamiento y las entidades del distrito programan conjuntamente hasta el próximo miércoles 12 más de 200 actividades lúdicas. Confían en superar los 34.000 participantes del año pasado

LUIS BENAVIDES
BARCELONA

Más de 200 actividades en 12 días. Estas son las cifras de partida de una fiesta mayor que cada año proporciona alegría y más vida si cabe al distrito de Les Corts. Según fuentes municipales, ésta es una festividad abierta a toda la ciudad y dirigida a toda la familia. No en vano, la programación presenta actos más familiares como el circo clásico del festival Circorts, repartido por diferentes espacios públicos del distrito, y otros para edades más específicas como los juegos infantiles, los conciertos para jóvenes o los bailes para adultos.

El año pasado alrededor de 34.000 personas participaron en alguna de las actividades y sobre el papel la cifra debería aumentar en el 2011 pues, según recuerdan las mismas fuentes del ayuntamiento, en la pasada edición se vieron obligados a suspender los castillos de fuego y los castellers por culpa de la lluvia.

MASIP DA EL PISTOLETAZO DE SALIDA // El exjugador del equipo de balonmano del FC Barcelona Enric Masip fue el encargado de pronunciar el pregón, el pasado sábado, desde el balcón de la sede del distrito en la plaza de Comas. Su vinculación con el distrito se remonta a las visitas que hacía de pequeño al Camp Nou, y fue a más cuando con 20 años entró en el Barça

y, más tarde fijó su residencia en el barrio. Antes, el regidor del distrito de Les Corts, Antoni Vives, quien se presentó como «muy del Barça», justificó la elección del ahora directivo azulgrana por personificar «tres conceptos admirables» como son el trabajo bien hecho, el compromiso con el equipo y un estilo de vida ejemplarizante, trabajando siempre con «inteligencia y humildad». Finalizado el pregón, los vecinos allí congregados hicieron cola para recoger uno de los 1.000 trozos del tradicional pastel de Festa Major, tipo satcher, elaborados en esta ocasión por la pastelería Natcha.

A pesar de tener presencia por todo el distrito, los puntos calientes ya clásicos de esta festividad, que comenzó el pasado sábado y se prolongará hasta el miércoles 12, se reparten sobre todo por espacios como la citada plaza de Comas y la plaza de la Concòrdia y las calles del barrio de La Maternitat i Sant Ramon como Cardenal Reig, Regent Mendieta y Benavent. En esta última calle pone su gran grano de arena la asociación de vecinos Camp Nou, una entidad que lleva 28 años colaborando y participando activamente de la festividad del distrito, con actividades «humildes y familiares», explica su presidenta, Anna Ramón.

«El viernes 8 haremos una botifarrada, con más de 350 butifarras que vendemos de forma casi simbólica a 4 euros, acompañada de mongetes, patatas, pan y bebida. Y el sábado 9, por la mañana tendremos juegos hinchables, campeonato de dominó, chocolatada y orquesta. Para la cena, cada uno lleva su comida a la calle y nosotros ponemos las mesas y las sillas», resume la presidenta de la asociación vecinal Camp Nou, quien destaca que puedan juntarse en la mesa «hasta cuatro generaciones».

FUEGO, TRADICIÓN Y FOTOS // Otra entidad con peso en las fiestas es el grupo de diables Bocs de Can Rosés, que aprovechará la ocasión para celebrar su 15º aniversario con una exposición de 15 fotógrafas, que se puede ver en el centro cívico Can Déu hasta el 29 de octubre. Esther Cármenes, representante de una entidad con más de 40 miembros, cree que este aniversario añadió emoción al correfoc unitario, celebrado el domingo junto a otras tres colles del distrito: Diables d'Itaca, Republika de l'Avern y Diables de Les Corts. Los Bocs, además, preparan conciertos para celebrar su 15º cumpleaños y que se celebrarán el día 11 en la plaza de Can Rosés.

0 Comentarios
cargando