Ir a contenido

entrevista con el organizador del torneo de ajedrez de sants

Jordi Morcillo: «En una partida de ajedrez no influye el azar»

QUIM GARCÍA
BARCELONA

De profesión maestro y ajedrecista de vocación, Jordi Morcillo (Barcelona, 1978) es el presidente del Catalunya Escacs Club y el encargado de organizar junto al Secretariat d'Entitats de Sants y otras asociaciones el Open Internacional d'Escacs de Sants, Hostrafancs i la Bordeta. El certamen, que se celebra en las Cotxeres de Sants del 19 al 28 de agosto, se ha consolidado como uno de los más importantes de España.

-¿Cuál es el atractivo del ajedrez?

-Es un juego en el que no influye el azar. En otros juegos puedes jugar una partida perfecta y perder. En cambio en el ajedrez si pierdes es porque tu rival ha sido mejor.

-¿Y el atractivo del torneo que organiza?

-La cita empezó como un torneo de barrio y fue creciendo año tras año hasta que en el 2006 se hizo una apuesta por traer gente de fuera, no tanto profesionales sino jugadores semiprofesionales y amateurs e intentar vender la oferta como un torneo de ajedrez a la vez que se hace turismo en Barcelona. El año pasado participaron 600 personas.

-Así que la ubicación del torneo también actúa como reclamo.

-Sin duda. Además, las fechas del torneo se cambiaron por una segunda razón, hacerlo coincidir con las fiestas de Sants, que son otro reclamo porque la gente va al torneo y después puede ir a la fiesta o a ver un concierto.

-¿A qué nivel están los ajedrecistas catalanes?

-A nivel español estamos entre las primeras potencias y somos los que tenemos más jugadores federados. En el ámbito internacional estamos en una segunda división. En las olimpiadas España llega como mucho al puesto número diez.

-¿Y qué hay del mito de los rusos? Parece que sean los mejores.

¿Ahora ya se ha diversificado más, pero todos los estados de la antigua Unión Soviética van a remolque de la estructura de aquella época, en la que el ajedrez estaba en las escuelas. Había una preparación muy metódica. En otros lugares el ajedrez es más un juego de café o de parque, como en Nueva York.

-¿Eso significa qué debería de haber más formación para los más jóvenes?

-Estaría bien, aunque últimamente se está haciendo un buen trabajo y estamos mejorando. Por ejemplo, el número de jugadores jóvenes ha subido.

-¿Qué beneficio tienen el ajedrez para los más jóvenes?

-Ayuda a la concentración y a la toma de decisiones, porque en el ajedrez constantemente tienes que decidir. No puedes pasar ni tirar una pieza porque sí, todo tiene un porqué. No obstante, a veces organizas una actividad de ajedrez en un colegio y hay padres que apuntan a un niño muy movido pensando que le devolverás prácticamente una momia, y eso no es así.

-¿Cuántas horas debe entrenar un chaval que se lo tome en serio?

-Un par de horas al día durante el tiempo que no compita. En un torneo, por ejemplo, si juega por la mañana, por la tarde puede dedicarle aún más tiempo a preparar la siguiente partida.

-¿Y cómo se entrenan?

-Ahora con la informática hemos avanzado mucho porque puedes entrenar con el ordenador. Hay bases de datos con 4 o 5 millones de partidas históricas con las que puedes ver ejemplos de por qué es buena o mala una jugada. Antes tenías un libro, que es limitadísimo porque caben unas 600 partidas como mucho.

-¿Entonces, es un juego que consiste en memorizar partidas y jugadas?

-Sí, pero después debes tener un concepto de juego, que también se puede entrenar. No sirve de nada que memorices 10.000 partidas si no tienes un concepto.

-¿La agilidad mental también es importante?

-El factor tiempo importa. Tienes que tomar una decisión con rapidez.

-¿Esa agilidad mental y una buena memoria es lo que caracteriza a los mejores jugadores?

-Con agilidad mental, con un buen concepto, con entrenamiento y capacidad de memoria puedes llegar muy lejos, pero los mejores tienen talento.

0 Comentarios
cargando