13 jul 2020

Ir a contenido

Distrito 10 - Sant Martí

La CMT abre sus puertas en el 22@

La sede del ente que regula el sector de las telecomunicaciones en España se inaugura hoy en la calle de Bolívia

SARA GONZÁLEZ / Barcelona

Diseño y tecnología van de la mano en el distrito tecnológico del 22@. Poblenou se ha erigido históricamente como un gran motor de desarrollo. Primero a golpe de tejedoras, ahora con sofisticados sistemas de computación. La importante área industrial que se ganó a pulso el sobrenombre de Manchester catalán y que se mantuvo potente hasta la década de los 60, es ahora una gran eje económico y cultural de la ciudad. El último organismo en incorporarse al complejo es la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones (CMT), cuyo imponente edificio asimétrico se inaugura hoy.

La CMT, que decidió trasladarse de Madrid a Barcelona hace cinco años, es un organismo público que tiene por objetivo regular el mercado de las telecomunicaciones y de los servicios audiovisuales. El ente se encarga también de resolver conflictos entre las operadoras y actúa como órgano arbitral de las controversias entre los mismos.

UNA GRAN INVERSIÓN / El organismo se ha situado hasta ahora provisionalmente y en régimen de arrendamiento en la Torre Mapfre. Por ello decidió adquirir una propiedad en el 22@ y construir el nuevo edificio, un proyecto que ha supuesto una inversión de 62,5 millones de euros. La sede definitiva, proyectada por los arquitectos Enric Batlle y Joan Roig, cuenta con una superficie total de 12.200 metros cuadrados distribuidos en dos espacios diferenciados. El edificio principal, con entrada por el número 56 de la calle de Bolívia, tiene 10 plantas con oficinas que alojarán las direcciones y la presidencia de la CMT y tres subterráneos dedicados a aparcamientos.

El segundo espacio es la histórica nave de la fábrica textil Can Tiana anexa al edificio principal, que conserva su estructura original del siglo XIX. En ella se ubicará un auditorio con una capacidad para 330 personas y una sala de reuniones internacionales. La gran novedad es que este espacio también albergará una guardería para facilitar la conciliación de la vida laboral y familiar del personal de la Comisión.

El edificio de la CMT es una construcción singular en la que convergen sostenibilidad y vegetación junto con modernidad y tradición. Dispone de una doble fachada exterior de acero y cristal diseñada en forma de red que se adapta a la compleja volumetría del edificio. Un sistema de lamas horizontales dota a la construcción de una correcta protección solar. El sistema de iluminación nocturna reforzará el carácter simbólico e innovador de la estructura, que se suma a la singularidad arquitectónica de muchas empresas que se han instalado en el 22@.

PROYECTO SOSTENIBLE / La convivencia con el medioambiente ha sido una prioridad para la nueva sede, por ello el edificio ha sido diseñado para optimizar al máximo su comportamiento bioclimático. El inmueble tiene una cubierta de placas solares fotovoltaicas capaces de producir una cantidad importante de energía. También se ha procurado que la sede disponga de terrazas y patios bien orientados con vegetación perfectamente vinculados a los espacios interiores.

Con la mudanza, la CMT logra un estratégico enclave acorde con las necesidades de representatividad, espacio y seguridad para desarrollar su actividad diaria y culmina un viaje de consolidación en la ciudad. Además, estará arropada por el clúster (concentración de empresas) tecnológico del 22@, que alberga más de un centenar de empresas del sector tecnológico y audiovisual.