Liga de Campeones

El Sevilla empata en el primer partido de la historia de la Champions con cuatro penaltis

  • Los austriacos fallaron dos de sus tres lanzamientos. Solo anotaron Sucic y Rakitic.

Rakitic lanza el penalti que supuso el empate del Sevilla este martes.

Rakitic lanza el penalti que supuso el empate del Sevilla este martes. / UEFA

1
Se lee en minutos
El Periódico

El Sevilla y el Salzburgo empataron este martes 1-1 en el partido de la primera jornada de la fase de grupos de la Liga de Campeones, disputado en el estadio Ramón Sánchez-Pizjuán, un encuentro accidentado en el que los goles llegaron en la primera parte de penalti, aunque los austríacos fallaron otros dos en ese periodo y en el segundo no se aprovecharon de la expulsión del marroquí Youssef En-Nesyri a los cinco minutos del inicio.

Noticias relacionadas

El equipo visitante se puso 0-1 con su segundo penalti, que transformó el croata Luka Sucic, ya que el primero lo había fallado el alemán Karim Adeyemi. Después se pudo poner con el 0-2 con el tercer penalti que le hicieron al propio Adeyemi, pero lo falló Sucic, mientras que el cometido después sobre En-Nesyri lo convirtió en el 1-1 el croata Iván Rakitic poco antes del descanso, con lo que en la segunda mitad, el Sevilla, limitado por su inferioridad numérica, dio por bueno el punto sumado. 

Es el primer partido de la historia de la Champions con cuatro penaltis señalados y también la primera vez que un club visitantes lanza tres penas máximas en un mismo choque de la máxima competición europea. Hubo tres clubs locales que sin lo hicieron.

Temas

Sevilla