ELVERUM-BARÇA (25-37)

El Palau vive un triunfo con público en la Champions de balonmano

El Barça supera como un trámite y con 12 goles a favor el primero de los dos partidos de los octavos de final que juega en su cancha

Las gradas del Palau Blaugrana acogieron a un grupo de seguidores que disfrutó de la plácida victoria azulgrana ante el Elverum noruego.

Las gradas del Palau Blaugrana acogieron a un grupo de seguidores que disfrutó de la plácida victoria azulgrana ante el Elverum noruego. / EFE / Quique García

2
Se lee en minutos
Sergi López-Egea

El público regresó al Palau Blaugrana por primera vez después de que se reanudara la competición deportiva el año pasado tras el confinamiento. Los gritos de "¡Barça, Barça!" acompañaron de nuevo a los jugadores azulgranas en la fácil y controlada victoria lograda hasta con goles a portería vacía frente al frágil equipo noruego del Elverum (25 a 37), que nunca fue un contrincante que plantase siquiera cara en el primero de los dos partidos de octavos de final de la Liga de Campeones que se disputan en Barcelona.

Noruega tiene muy controladas sus fronteras debido al coronavirus y el Elverum escogió disputar los octavos de final, a los que accedió de rebote, en el escenario azulgrana. El lunes se vivirá el encuentro de vuelta, puro trámite para los jugadores de Xavi Pascual. De hecho, como primeros del grupo B en la primera fase de la Champions, el Barça debía acceder directamente a los cuartos de final, la puerta para disputar entre el 12 y el 13 de junio la final a cuatro de Colonia.

Cambio de criterio

Sin embargo, a finales de febrero la EHF, la federación europea, cambió de criterio y obligó a jugar los octavos a todos los equipos. Y en esta situación también se encontró el Elverum, conjunto que estaba eliminado al ser el último del grupo A, que de repente se vio jugando en el Palau para perder el encuentro que supuestamente celebraban como locales por 12 goles de diferencia. Poco que decir.

En la grada, con entrada gratuita a los socios, que solo pagaron 1,75 euros por gastos de gestión, se disfrutó y se chilló tras un año de ausencia. Algo menos de un millar de personas, que vivió el encuentro como una fiesta. "Teníamos ganas de jugar con público y escuchar los gritos de Barça, Barça en el Palau", expresó en el descanso, David Barrufet, director deportivo de la sección azulgrana de balonmano.

Mientras, en el partido, el Barça jugó plácidamente, aprovechó para hacer rotaciones, siempre mantuvo una diferencia tranquilizadora en el marcador y hasta Pérez de Vargas marcó a portería vacía. 

La ficha del partido

Elverum Handball: (12+13). Fries (Imsgar); Hedberg (3), Mathe (2), Solstad (6), Grondal (-), Fringen (-), Blonz (6) -siete inicial- Abaló (2),Langaas (1), Pujol (1), Pettersen (4), Nilsen (-) y Sorensen (-).

FC Barcelona: (19+18). Pérez de Vargas (1); Janc (4), Mem (7), Fábregas (4), Petrus (1), Palmarsson (2), Álex Pascual (3) -siete inicial-. Cindric (4), Dolenec (3, 2p), Áleix Gómez (3, 2p), Raúl Entrerríos (-), Sorhaindo (-), N' Guessan (4), Makuc (-), Frade (1) y Möller (p.s).

Árbitros: Baumgart y Wild (Ale).

Noticias relacionadas

Exclusiones: Hedberg, Pettersen y Solstad (Elverum) y Makuc (Barça).

Incidencias: 700 personas en la grada.

Temas

Balonmano