GIL MANZANO HACE HISTORIA

Tres penaltis contra el Madrid, inaudito en 91 años de Liga

Soler falló la primera pena máxima, que hubo que repetir, pero ya no falló en los tres siguientes intentos

"Nos ha pasado de todo, tres penaltis y un gol en propia puerta, demasiado para nosotros", explica Zidane

Soler marca su tercer gol de penalti al Madrid.

Soler marca su tercer gol de penalti al Madrid. / JUAN MEDINA (REUTERS)

Se lee en minutos

Gil Manzano hizo este domingo historia en la Liga. Nunca antes, en 91 años de la competición, al Real Madrid le habían señalado tres penaltis en contra en un mismo partido. Toda la indignación que había desatado en Valencia la designación del colegiado extremeño por ser el levantino el club al que más tarjetas señala y el Madrid al que más penaltis pita, quedó olvidado tras el 'hat-trick' de penaltis contra los blancos. 

Con el VAR todo es posible, pero Iglesias Villanueva tuvo pocas opciones de mover las decisiones tomadas in situ por Gil Manzano. Primero fueron unas indiscutibles manos de Lucas Vázquez al cortar un centro al área de un sensacional Gayà. Courtois detuvo el penalti a Soler y también su disparo al rechace, aunque ya no pudo con el disparo a bocajarro de Musah. El canterano había entrado al área antes del golpeo, pero también Lucas. "Tuve un momento de duda, pero decidí tirarlo de nuevo. Marcarlo me dio confianza para el resto", relató Soler.

"Te dicen cosas por detrás"

Con el Madrid a remolque por el segundo autogol de Varane en pocos días ("He oído que en el inicio de la jugada hay falta a Asensio", apuntó el guardameta), fue Marcelo quien derribó a Maxi Gómez en el área pequeña. "'Marce' llega antes la balón, pero Maxi grita más fuerte. El árbitro lo pita y luego para el VAR es difícil entrar", se quejó Courtois, batido de nuevo por Soler, que explicó que los rivales "te van diciendo cosas por detrás, que ya te conoce y así".

Te puede interesar

Una mano clarísima de Ramos supuso la tercera pena máxima. El camero insistía en que era un movimiento natural. Quizá en voleibol. Tercer duelo a 11 metros y de nuevo vencedor Soler. El tercer jugador en la historia de la Liga que anota tres penaltis en un partido. Solo había sucedido en nueve ocasiones que a un equipo le castigaran con tres penas máximas −nunca lo ha sufrido el Barça, pero sí Sabadell (1935), Lleida (1950), Valencia (1951), Celta (1958), Osasuna (1994 y 1999), Getafe (2015) y Sporting (2016)−, y en la mayoría de casos o no se repitió el lanzador o falló un tiro. Solo Di Stéfano (en 1958 al Celta) y Peternac (cuatro al Oviedo con el Valladolid en 1996) habían celebrado tres dianas desde los 11 metros.

Tampoco Zinedine Zidane había encajado cuatro goles en la Liga. "Nos ha pasado de todo, tres penaltis y un gol en propia puerta, demasiado para nosotros", señaló el técnico francés, acatando las decisiones del árbitro.