29 oct 2020

Ir a contenido

A LA ESPERA DEL COMITÉ DE COMPETICIÓN

Pellegrini y Joel, del Betis, afrontan una posible sanción de 4 partidos por criticar a los árbitros

El portero y el entrenador del Betis criticaron la actuación arbitral tras la derrota ante el Madrid que decantó el VAR

El Periódico

Joel Robles, portero del Betis, durante el partido del fin de semana ante el Madrid.

Joel Robles, portero del Betis, durante el partido del fin de semana ante el Madrid. / AFP7

Aún con la resaca del fin de semana, después de que el Betis-Real Madrid quedara decantado por dos decisiones arbitrales a las que indujo el videoarbitraje, las declaraciones después de la derrota bética del entrenador, Manuel Pellegrini, y sobre todo del portero Joel Robles han provocado la reacción de las autoridades federativas que, según explicó la Cadena COPE, van a denunciar las declaraciones. Después, este miércoles, el Comité de Competición tendrá que decidir si considera las palabras de los béticos como un cuestionamiento a la honradez y la imparcialidad de los árbitros, lo que este año conlleva una sanción que va desde los 4 hasta los 12 partidos de suspensión. 

Aunque en el Betis no tienen constancia de que se haya puesto en marcha la maquinaria para ejecutar sobre sus integrantes la primera sanción del nuevo año, y su interés moralizante para el resto que puede tener, las declaraciones de Joel aún sobre el césped tras jugar contra el Madrid se ajustan a lo que el colectivo arbitral pretende extinguir: la sombra de la predeterminación de los colegiados. “No tengo duda. Siempre es la misma historia. Llevo muchos años en esto y hay jugaditas pequeñas que siempre son a favor del grande, lo tengo clarísimo”, dijo el portero bético. "Jugar contra el Madrid, el VAR, el penalti y la expulsión es demasiado", es lo más punible que dijo el técnico chileno Pellegrini en rueda de prensa. 

Con esas declaraciones, el Comité de Competición tiene que aplicar la nueva normativa sobre las declaraciones públicas de queja respecto a las actuaciones arbitrales, endurecido este año con partidos de sanción, además de multa económica, para los futbolistas, entrenadores o directivos que pongan en cuestión la imparcialidad y la buena intención de los árbitros.