11 jul 2020

Ir a contenido

EL POSICIONAMIENTO POLÍTICO DE LOS DEPORTISTAS

Pepe Reina y su lamento porque lo consideren un 'facha'

"Siento que defender libertades pueda ser interpretado como fascismo", dice el portero tras las críticas a un tuit

Pepe Reina, con la selección española en el Mundial de Rusia del 2018.

Pepe Reina, con la selección española en el Mundial de Rusia del 2018. / EFE

Pepe Reina, portero internacional español del Aston Villa, salió al paso de las críticas que ha recibido últimamente por sus publicaciones en Twitter y dijo sentir que al "defender libertades y garantías de convivencia en un marco constitucional pueda ser interpretado como forma de fascismo".

Reina, de 37 años, publicó el pasado 23 de mayo un tuit con una foto de la manifestación en coche organizada en Madrid por Vox en la que decía "Ah, pues parece que ha salido gentecilla a la calle, no??". Días después, el 2 de junio, publicó otro tuit con un dibujo en el que se ven dos manos, una de una persona negra y otra de una persona blanca unidas, junto con esta frase: 'el racismo también es una pandemia. Basta ya'.

Tras las críticas recibidas en las redes sociales, Reina emitió un comunicado este miércoles en el que dijo sentir "no ser un intelectual y hablar desde el corazón".

"Siento que algunos no entiendan que vivir quince años fuera de España desarrolla un constante sentimiento de añoranza, por querer verla bien, sana, digna de sus gobernantes y deseada por todo el que le conoce. Lo siento como un derecho legítimo y esencial, herencia de muchos a quienes costó demasiado y que no me parece admisible poner en juego", declaró.

Reina también lamentó "no ser capaz de mostrar indiferencia hacia la mentira, lo injusto y lo desleal". "Esto es quizá lo que estoy llevando peor. Siento profundamente que defender las libertades y garantías de convivencia en un marco constitucional pueda ser interpretado como forma de fascismo. También siento no conseguir para algunos ser algo más 'coherente', pero tengo la conciencia y las ideas muy claras".

"Estoy orgulloso de compartir mi vida y afectos con personas de toda etnia, condición sexual, creencias religiosas y poder adquisitivo, pero si algo siento por encima de todo, es que bien entrado el siglo XXI todavía haya 'mentes librepensadoras' que piensen en blanco y negro, clamando libertad mientras azotan todo aquello que no cuadra en su código binario", comentó. Por último, Reina concluye diciendo que "en tiempos de etiquetas y otras simplificaciones" así piensa. "Y a quien no le guste o interese... Lo siento".